Re: FAQs ¿"El Chino" es un personaje auténtico?

Vaya tesis. Mi enhorabuena. Lo guardo para leer con más calma.

"Como en muchas otras ocasiones a lo largo de este proceso, se aísla un dato -se descontextualiza- y se pretende dar la falsa impresión de que cualquier conclusión pende exclusivamente de él, obviando así la obligación de la valoración conjunta de los datos -prueba- que permita, mediante el razonamiento, llegar a una conclusión según las reglas de la lógica y la experiencia."

Re: FAQs ¿"El Chino" es un personaje auténtico?

Actualizado con tres preguntas más. Las pongo aquí para que las pueda leer, y corregir si hay errores, quien quiera. Tras unos días borraré este post, quedando las preguntas orenadas por temas.

... que la cadena SER publicó el 16 de abril de 2004 una información sobre la fuga de "El Chino" del Centro de Moratalaz, en la que ya está el embrión de lo que luego sería la versión oficial, pero que ofrece graves discordancias con la Versión Definitiva?

Tal vez por equivocación de sus propios redactores, o por una mala información difundida por una agencia de noticias, la Cadena SER difundió una noticia errónea, en la que se mezclaban los datos de un intento de fuga ,sucecido en 1999 en la que se vio implicado un joven iraquí de 17 años de edad con iniciales Z.J., con la verdadera fuga de Jamal Ahmidan.

Alguien reparó en las iniciales Z.J. y, posiblemente creyendo descubrir una primicia, las relacionó con Jamal Zougham, y pocas horas después, al darse cuenta de que fue "El Chino" quien tenía relación con la fuga, la SER achacó la noticia sucedida en 1999 a éste último.

La historia publicada, en cualquiera de las dos versiones, era errónea, y la SER rectificó en su momento, como no podía ser de otra manera, pues las conclusiones a obtener eran tan absurdas como que "El Chino" tuvo su hijo a los 12 ó 13 años.

No se registró absolutamente ninguna consecuencia en la investigación policial ni judicial, el Sumario, el Auto de Procesamiento, ni las Sentencias Judiciales.

La alternativa, que es la teoría adoptada por Del Pino, es que la famosa "Versión Oficial" fue pergeñada en la información citada, publicada por la SER poco después de los atentados, en Abril de 2004. Eso llevaría a estas absurdas conclusiones:

-Los constructores de la complejísima conspiración que culminó con los atentados del 11-M, una posterior siembra de pruebas falsas, engañando al Gobierno de entonces y a la opinión pública, con cientos, o miles, de personas dispuestas a mentir, perjurar, ocultar pruebas, y ser cómplices de 200 asesinatos, no tienen idea de cómo elaborar una figura criminal que encabece el grupo terrorista, y tienen que esperar a que un redactor publique una noticia en una emisora para ello.

-Los constructores de la "Versión Oficial", que podrían haber modificado a su gusto la historia edificada sobre el armazón del delincuente del que hablaba la SER, presentan su personaje con el mismo nombre, apellidos, y bastantes similitudes en cuanto a peripecias (fuga de Moratalaz, prisión en Marruecos), pero con unas diferencias tan abismales que no pueden dejar de llamar la atención de cualquier persona que compare ambas historias. Por ejemplo, el Jamal Ahmidan de la noticia de la SER tenía 17 años en 2000. El "Chino" del Sumario pudiera haber sido presentado con otro nombre y otra edad ¿para qué presentarlo con el mismo nombre, y datos contradictorios?

-Nótese que, aunque la "Versión Oficial" fuese falsa, no habría, en cambio, ningún impedimento para que la CADENA SER hubiese publicado una noticia cierta, y existiese un Jamal Ahmidan nacido en 1982, encerrado en Moratalaz y luego en Tánger. Nuevamente, si la "Versión Oficial" es falsa e inspirada en la noticia de la SER ¿para qué coger tantos datos ciertos, como nombre y apellidos, prisión en Marruecos, etc?

La metedura de pata del periodista de la SER, o de quien le informó, no se hubiera producido de haber provenido la noticia de alguien verdaderamente cercano a la información. Es, precisamente, por dar palos de ciego, y no tener fuentes de primera mano, por lo que se producen tan clamorosos errores.

Y precisamente porque hay mucha separación entre la aparición de la noticia en la SER y el informe que aparece en el Sumario, y hay tantas contradicciones entre una y otra, podemos concluir que ambos puntos no están relacionados. Hasta el conspirador más tonto del Universo es capaz de filtrar una noticia del Juzgado a la Prensa sin cometer el cúmulo de errores que, según Del Pino, se cometieron, con una intención que, de todos modos, Don Luis no es capaz ni de imaginar. ¿Qué sentido tiene filtrar esa noticia a la Prensa, y hacerlo encima tan rematadamente mal?


... que la madre de Jamal Ahmidán denunció ante Rodríguez Zapatero que existía una persecución contra su familia, y sólo cuatro días después dos hermanos y un primo de Jamal Ahmidan fueron detenidos por haber cometido un secuestro de un marroquí?

Eso dijo el periódico "El Mundo". Según publicó el 26 de Agosto este diario, Rahma Ahmida, la madre de Jamal, escribió desde Marruecos una carta a José Luis Rodríguez Zapatero, solicitándole una reunión, para contarle "cosas que no había contado a nadie". Cuatro días después, saltaba la noticia de que la Policía había detenido en Madrid, con ayuda de los GEO, a dos hermanos y un primo de Jamal Ahmidan, acusándoles del secuestro express de un marroquí.

Unos meses después Rahma Ahmidan contó a un enviado de "El Mundo" que "alguien" quería deshacerse de los Ahmidan y meterlos a todos en la cárcel. Según esta versión, el supuesto secuestrado era un marroquí amigo íntimo de mis hijos y hermano de un gran narcotraficante que vivía en Madrid. Todo, según ella, se trató de un ajuste de cuentas y manipulaciones.

Evidentemente, las sospechas de Rahma Ahmidan no se dirigían contra José Luis Rodríguez Zapatero o el Gobierno español, pues si intentó contactar con ellos, sin duda lo hizo para protegerse. La expresión "ajuste de cuentas" y la acusación de que el supuesto secuestrado era hermano de un narcotraficante sugieren que la madre de Jamal sospecha que un importante narcotraficante era quien intentó acabar con su familia.

Del Pino, con la misma carencia de pruebas que siempre, trata de colar su absurda teoría: Rodríguez Zapatero, insinúa, es el malvado que desencadena la venganza, o tal vez está conchabado con él.

Sin embargo, el asunto es todavía más curioso si analizamos con cuidado las fechas mencionadas en los tres artículos anteriores.

Para empezar, la supuesta carta de la madre a Zapatero es de fecha 28 de julio, casi un mes antes de que saltara la noticia a los medios. Pero, en segundo lugar, el supuesto secuestro de un marroquí por parte de los dos hermanos de Jamal tuvo lugar precisamente el 25 de agosto, exactamente el mismo día que alguien filtra la carta de la madre a un confidencial de Internet.

¡No me digan que no es una casualidad extraordinaria! Tan extraordinaria es, que no puedo evitar preguntarme qué mensaje transparente nos quisieron colar con el episodio de la carta y del secuestro, y por qué eligieron precisamente ese momento.

Momentos antes, Del Pino nos ha dicho que la detención por el supuesto secuestro pudo ser una respuesta mafiosa (¿de Rodríguez Zapatero?) a la carta enviada por la madre de Jamal al propio Zapatero. Más allá de lo inverosímil que resulta este absurdo planteamiento, de concederle alguna credibilidad a la extravagante teoría pasaría, indefectiblemente, por suponer que al secuestro es falso.

Si el secuestro es falso, la fecha 25 de Agosto es una fecha inventada, y por lo tanto su coincidencia con la filtración de la carta no tiene ninguna relevancia.

Como siempre, la historia de Del Pino no se sustenta en ninguna armazón lógica. Finge que todo le huele mal, a chamusquina, y donde no hay indicios sospechosos se los inventa.


... que el sumario de la estancia de Jamal Ahmidan en la cárcel marroquí no existe?

Según el periodista Ali Lmrabet, de "El Mundo", una fuente judicial de Tetuán contactada por él recuerda el crimen que llevó a Jamal Ahmidan a la cárcel, pero basándose en reminiscencias y no en el sumario, ya que éste se había "esfumado". Del Pino aprovecha la declaración de esta fuente para sugerir que hay algo extraño en la desaparición de ese Sumario (en lo que tal vez pudiera tener razón) y que ese "algo extraño" está relacionado con el Gobierno español y el 11-M (en lo que bien pudiera no tenerla)

En primer lugar, hagamos notar que, si la fuente de "El Mundo" no miente, la fuente judicial con la que contactó en Marruecos confirma la existencia de "El Chino", su viaje a Marruecos, el crimen cometido, y su encarcelamiento y prisión. Es decir, Del Pino trae aquí como informador a una persona que desmiente rotundamente toda la teoría que el propio Luis del Pino ha construido sobre la falsedad de la prisión preventiva en Marruecos.

En la historia del homicidio cometido por Jamal, la duración del encarcelamiento fue la mayor fuente de sorpresa para todos los que estudiaron el caso. Parece ser que no llegó a ser condenado, y que los meses de cárcel que sufrió, lo fueron en concepto de prisión provisional. La familia de Jamal dice que "El Chino" obtuvo el perdón de los padres del fallecido mediante un generoso donativo, pero otra versión dice que lo que ocurrió es que se sobornó a funcionarios de la Policía o la Justicia marroquíes.

Es un punto que la Justicia española no ha investigado, pues no tiene ninguna trascendencia en los atentados del 11-M. Sin embargo, destacaremos que, si fuera cierto, si la familia de Jamal hubiera sobornado a alguien para conseguir la libertad de su hijo, lo normal es que hubieran hecho desaparecer, a través del funcionario corrupto, las pruebas del caso, para evitar posibles complicaciones posteriores

Por lo tanto, caso de ser cierto lo que dice el enviado especial de "El Mundo", si se hubiesen "esfumado" las pruebas, la desaparición del Sumario por la muerte del joven marroquí no guardaría ninguna relación con las autoridades españolas ni con los atentados por el 11-M, sino que se debería, precisamente, al intento de Jamal Ahmidan y su familia de que "El Chino" quedase impune.

Suponiendo que los "constructores" de la Versión Oficial se hubieran basado en un personaje real que se hubiese visto involucrado en un delito, lo que explicaría que una "fuente judicial de Tetuán" lo recordase, ¿qué interés tendrían las autoridades españoles en hacer desaparecer ese sumario? Si hubieran cogido un "pelanas" a quien culpar de fanatización progresiva hasta convertirse en un terrorista, ¿qué más hubiera dado que el sumario hubiera mostrado que era culpable, o no?

Para presentar un Jamal Ahmidan fanatizado no es ni siquiera preciso que haya pasado una temporada en la cárcel, como hemos visto en otros hilos. Con mucho más motivo es innecesario que el sumario de la muerte por la que pasó prisión preventiva desaparezca. De hecho, más convincente hubiera sido falsificar un Sumario que demostrase que un Jamal inocente pasó tres años en la cárcel injustamente ¿no? Su fanatismo hubiera sido mucho más exagerado...

Por tanto, nótese que según la teoría de Del Pino, los conspiradores españoles tendrían que haber sobornado a policías o funcionarios marroquíes, quedando a merced de ellos para toda la vida, para hacer que desaparezca un Sumario... que no deberían tener ningún interés lógico en hacer desaparecer.

La mentira tiene las patas cortas, pero calza zancos al lado de las exclusivas conspiracionistas

Re: FAQs ¿"El Chino" es un personaje auténtico?

He puesto en la wiki los archivos de la existencia de “El Chino”. Debido al monstruoso tamaño del archivo, al final lo he decidido partir en doce diferentes páginas, a las que aún faltan por añadir los enlaces.

Debido a mi despiste, puse los títulos en mayúsculas y desentonan con el resto de títulos. Así que trasladé el contenido a otras páginas, ya con títulos en minúsculas.

Sin embargo, es preciso que algún moderador borre, de la wiki las páginas cuyos títulos están en mayúsculas.  Los podéis ver aquí http://www.desiertoslejanos.com/wiki/in … l:Allpages

Una vez borrados, se caerán algunos enlaces, pero no os preocupéis. Todo controlado. Los repondré en cuanto los vea

La mentira tiene las patas cortas, pero calza zancos al lado de las exclusivas conspiracionistas