Foro del colectivo Desiertos Lejanos.

Lugar de debate de las teorias de conspiración del 11-M.

You are not logged in.

Announcement

Nueva política de registro. Ante la imposibilidad de contener el spam, toda persona que quiera registrarse en el foro tendrá que solicitármelo personalmente en Twitter por mensaje personal, a la cuenta @luismithr. Gracias por su comprensión.

#201 05-07-2010 23:46:02

morenohijazo
Administrador
Registered: 05-10-2006
Posts: 5,766
Website

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

Tremendo tu artículo, como siempre.

Y totalmente de acuerdo con el amigo Viana.


La mentira tiene las patas cortas, pero calza zancos al lado de las exclusivas conspiracionistas

Offline

#202 07-07-2010 07:33:41

morenohijazo
Administrador
Registered: 05-10-2006
Posts: 5,766
Website

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

En este sentido, constato con desmayo, por poner sólo un ejemplo, que incluso la esposa de Gómez Bermúdez, en su libro “La soledad del juzgador” (en particular, páginas 194 y 195), da por buena la afirmación de que la muestra M-1 era la única que no fue lavada con agua y acetona.

Efectivamente.

Y cabe hacer notar que, segúin la perito, TODAS  las muestras fueron tratadas de la misma manera: se trató una porción de la muestra (un trozo si se trata de un trozo único; una pieza si se trata de tornillos, o chapas) con agua y acetona -se "lavó", en jerga de laboratorio- para extraer los componentes orgánicos e inorgánicos. En resumen, se "lavaron" TODAS las muestras, pero dejando una porción integra para posteriores análisis.

No se conservaron los resultados de los reactivos, y la perito explicó por qué:

1) Ella siempre actúa con la mínima cantidad posible de reactivo sobre la cantidad necesaria de muestra, para no tener que calentar, pues el calor desnaturaliza las pruebas.

2) No se puede conservar largo tiempo esa solución (algodones, etc) sin riesgo de alteración.

Queda otra razón, que también se comentó, y que es clave para entender la malicia de los peritos conspiracionistas: las muestras ya tratadas han quedado alteradas cobn las reacciones efectuadas, por lo que un nuevo análisis, NUNCA sería tan fiable como investigar sobre las muestras sin tocar (e, INSISTO, la perito dijo que deja, en TODOS los casos, parte de la muestra sin "lavar". Analizar las reacciones ya efectuadas sólo puede comprenderse si se sospecha que el analista ha efectuado trampa. Y, aún así, siempre será más lógico analizar la muestra sin lavar. Por otro lado, si sospechas que el analista hace trampa, resulta ingenuo pensar que va a conservar la prueba incriminatoria, o aún destruirla; tiene todo el tiempo de sustituirla por una reacción "conveniente".

Por lo tanto, en principio, no veo ninguna razón para la tontería ésa de "conservar los extractos", salvo que Iglesias y Cía tienen poca idea de lo que ocurre en los laboratorios de explosivos (el propio perito Guardia Civil dijo que ellos hacían lo mismo) y mucha malevolencia.


La mentira tiene las patas cortas, pero calza zancos al lado de las exclusivas conspiracionistas

Offline

#203 08-07-2010 09:21:52

morenohijazo
Administrador
Registered: 05-10-2006
Posts: 5,766
Website

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

Publicado en el Blog.


La mentira tiene las patas cortas, pero calza zancos al lado de las exclusivas conspiracionistas

Offline

#204 08-07-2010 09:26:37

Rasmo
Cenista oficial
Registered: 20-09-2006
Posts: 1,578

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

Muchas gracias.
Observo que se ha perdido el color marrón que había en mi artículo original para la cita de "[11 de marzo]". ¿Es posible arreglarlo?


Wars not make one great

Offline

#205 26-07-2010 15:07:57

Rasmo
Cenista oficial
Registered: 20-09-2006
Posts: 1,578

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

Titadyn, el eterno retorno (XIV)

Como ya sugerí en la anterior entrega, la propia historieta del descubrimiento mediático en lo que atañe a la nitroglicerina tiene cierto interés ilustrativo de un modo de practicar el periodismo. Veámoslo.

Luis del Pino ha ofrecido de manera insistente y consistente una determinada versión de cómo se cayó en la cuenta de la ausencia de nitroglicerina en la Goma 2 ECO y su incongruencia con lo declarado por el jefe de los Tedax en la Comisión de Investigación.

Así, por ejemplo, en la conferencia de 31.1.2007 en Vigo (26:24):

Volviendo la vista atrás y discutiendo acerca del tema de los explosivos en los trenes, nos dimos cuenta de que […] Sánchez Manzano […] había declarado en la Comisión de Investigación del 11-M que en los focos de explosión de los trenes se había encontrado un componente llamado ‘nitroglicerina’. Aquello había pasado desapercibido durante 27 meses, hasta que de repente gracias a un colaborador del blog que tengo en Libertad Digital, pues nos percatamos de que la nitroglicerina es componente de muchas dinamitas, pero no de todas, y en concreto de la Goma-2 ECO no es componente. Con lo cual, si efectivamente había aparecido nitroglicerina en los focos de explosión de los trenes como había declarado el jefe de los TEDAX Sánchez Manzano, quería decir que toda la versión oficial era falsa, porque era imposible que se hubiera utilizado Goma-2 ECO en los trenes.

En su conferencia de 19.1.2007 en Torrelodones (en ventana emergente, hacia el final de este enlace):

Ese descubrimiento de cómo se había producido esa mentira vino de una manera un tanto casual a través del comentario de uno de los participantes en el blog de los enigmas del 11-M, que tengo en Libertad Digital, que llamó la atención sobre unas palabras de Sánchez Manzano, el jefe de los Tedax, que había pronunciado en la comisión de investigación del 11-M.

En su libro “11-M. Golpe de Régimen” (pp. 23-24):

A raíz de un comentario de uno de los participantes en el blog de “los enigmas del 11-M”, en Libertad Digital, todos nos dimos cuenta, repentinamente, de una contradicción fundamental, que echaba por tierra toda la versión oficial. El jefe de los Tedax, Sánchez Manzano, en su comparecencia ante la Comisión del 11-M, había declarado […] que en los focos de explosión de los atentados había aparecido nitroglicerina. Esto planteaba un problema: la nitroglicerina no forma parte de la Goma-2 ECO, así que, si Sánchez Manzano dijo la verdad en la Comisión de Investigación del 11-M, entonces toda la versión oficial se venía abajo.

Y, lo que es más importante, en su artículo original al respecto, de 29 de junio de 2006 en Libertad Digital, al que aludiremos de nuevo más adelante.

En cambio, Casimiro García Abadillo (en lo sucesivo, también CGA) nos ofrece una muy distinta apreciación en el Prólogo de “Titadyn”, mediante un incalificable relato de intriga con inconfundible aroma fantasioso y autorreferente. No se lo pierdan:

Sin embargo, dos años más tarde, en julio de 2006, fue precisamente un miembro de los Tedax quien me llamó la atención sobre un detalle al que nadie había prestado atención:
– ¿Tienes las actas del Congreso en las que se recogen las intervenciones durante la Comisión de Investigación del 11-M? – me preguntó.
– Sí, por supuesto – le contesté.
– Busca la comparecencia de Sánchez Manzano. Fíjate bien en qué componente menciona cuando habla del explosivo – me dijo en tono un tanto misterioso.
Esa misma tarde me llamó por teléfono (siempre utilizaba una cabina para contactar conmigo).
– Y bien: ¿qué has descubierto? – inquirió, a sabiendas de lo que iba a responderle.
– Habla de nitroglicerina en un par de ocasiones. Dice que es un componente de la dinamita – le respondí con la sensación de estar siendo sometido a un examen por mi interlocutor.
– ¿Qué fue lo que estalló en los trenes? – volvió a la carga.
– Goma 2 ECO, el explosivo que les vendió Suárez Trashorras – contesté con la misma seguridad que si me hubiese preguntado que si tras la noche viene el día.
– Ah, o sea, que Goma 2 ECO. Pues mira en los informes de la Policía que están incorporados al sumario a ver si te aparece la nitroglicerina como un compuesto de la Goma 2 ECO. Si es así te invito a lo que quieras. – y colgó.
Con la excitación propia de quien está a punto de descubrir un dato que podía dar un vuelco a la investigación me puse a revisar toda la documentación que, durante meses, había ido ordenando en mis carpetas.
Tanto en los informes de la Policía Científica como en los de la Guardia Civil existía una coincidencia absoluta en cuanto a las sustancias componentes de la Goma 2 ECO: nitrocelulosa, nitroglicol, nitrato amónico, ftalato de dibutilo (o dibutilftalato) y carbonato cálcico. En ninguno de los informes remitidos al juez instructor en el sumario 20/2004 se mencionaba la nitroglicerina como compuesto de la Goma 2 ECO.
El día 11 de julio de 2006 El Mundo publicó en su portada la contradicción entre lo declarado por Sánchez Manzano ante la Comisión de Investigación y los análisis que se realizaron en su día sobre los explosivos del atentado. Aquello fue un auténtico bombazo (perdónenme el símil).
[…]
Mi fuente, un Tedax de gran experiencia, había logrado su objetivo. No sólo nos había puesto sobre una pista que hacía tambalearse lo que hasta esa fecha era una verdad incontestable (que los terroristas habían utilizado Goma 2 ECO), sino que nos orientó hacia las inauditas circunstancias en las que se había producido la investigación sobre un elemento fundamental: el arma del delito.

Perdonen la extensión, pero es que no he podido evitarlo: cuando leo un escrito supuestamente periodístico tratando de imitar a una mala novela de espías, me abruma una mezcla de hilaridad y vergüenza ajena. Refiriendo este mismo pasaje, Manel Gozalbo (“Titadynante es poco”, Hispalibertas, 6.6.2009) hizo en su día una valoración que suscribo íntegramente:

Qué emocionante. Es que no falta nada. Deep Throats, tonos misteriosos, sensaciones de tercer grado, cuelgues de teléfono peliculeros. Hay hasta cabinas telefónicas desde donde el Tedax de Incógnito siempre se pone en contacto con CGA… siempre excepto en la página 30, que lo hace por correo electrónico («Mi amigo el Tedax, que utilizaba como correo un nombre que tiene que ver mucho con la investigación, pero que por razones obvias no puedo desvelar, dio un paso más y me sugirió por correo electrónico…»).

Como no es una mera alegación transitoria, CGA insiste en su autoría también en un artículo de El Mundo de 22.2.2010:

[F]ue Manzano el que levantó la liebre al afirmar por dos veces en su comparecencia en el Congreso ante la comisión del 11-M que en los análisis de los focos se había detectado «nitroglicerina», que no es componente de la Goma 2 ECO. Fue EL MUNDO quien puso de relieve esa contradicción, lo que, a la postre, animó a Gómez Bermúdez a ordenar una nueva pericia para determinar qué explosivo se había utilizado realmente.

Pues bien, esta disparidad de versiones sobre quién merece lucir las medallas puede ser aclarada inmediatamente con un sencillo ejercicio que será útil también a otros efectos de mayor calado. Sin ánimo de ser exhaustivo, presento aquí un amplio recorrido cronológico representativo de las opiniones vertidas en el blog del Sr. Del Pino en materia de nitroglicerina y su relación con las dinamitas, hasta el momento de la gran revelación que supuso descubrir la composición de la Goma 2 ECO y las palabras de Sánchez Manzano en la Comisión de Investigación. Ello nos ofrecerá un retrato coetáneo del estado de la cuestión y su desarrollo en el momento mismo en que se producían los acontecimientos, es decir, libre de posteriores interpretaciones retrospectivas interesadas y descontextualizadas. De este modo, aparte de la autoría del “descubrimiento”, estaremos en condiciones de juzgar con mejor criterio la realidad de los hechos y la verosimilitud de determinadas teorías que pretenden atribuir efectos casi taumatúrgicos a la omisión o expresión de ciertos componentes químicos entre los días 11 y 14 de marzo de 2004.

Situemos nuestro punto de partida poco después del segundo aniversario de la masacre. Salvo que indique otra cosa, los subrayados son míos.

El 25 de marzo de 2006, el peón negro UrbanMin comentaba:

"Titadyne" es una marca de dinamita, igual que "Goma-2 ECO" es otra marca. La dinamita es un explosivo basado en la nitroglicerina. No hay prácticamente diferencia entre ambas marcas a efectos de potencia o de peso necesario. La antediluviana y artificial polémica con ellas viene de que se sabía que ETA había robado gran cantidad de dinamita "Titadyne".

Tres días más tarde, Lupa comenta:

Goma2 es un derivado de la dinamita (Nitroglicerina en un medio absorbente).

El 17 de abril de 2006, Barbarel ofrecía un apunte curioso que repitió en diversas ocasiones (por ejemplo, 29.4.2006, 29.5.2006 y 22.6.2006):

Cualquiera que abra una mochila con un explosivo amasado y sin envoltorio, en seguida se dá cuenta de si se trata de dinamita o no. La dinamita contiene nitroglicerina y nitroglicol que son vasodilatadores: sólo olerla o tocarla te produce un fuerte dolor de cabeza. El trancazo te indica sin dudarlo: dinamita.

[Por cierto, esta misma idea, como ya mencioné en anteriores páginas, se recogía en un escrito de la defensa de Jamal Zougam que El Mundo presentó de forma sorprendentemente acrítica en su edición de 18.1.2007 bajo el título “Un informe alternativo descarta la Goma 2”. ¿La razón? Que a ningún policía le dolió la cabeza en el escenario de los atentados.]

El 24.4.2006, Lupa dudaba incluso de que en Leganés hubiese explotado dinamita:

Yo no tengo nada claro que en Leganes explotó goma 2. La goma2 como derivado de la dinamita (nitroglicerina en un material absorbente) produce grandes cantidades de hollín y en los focos de explosión se aprecian quemaduras y manchas producidas por el humo. Si te fijas un poco en las fotos de Leganes , sobre todo en las paredes que se quedaron de pie y en los cascotes no hay nada de eso a la vista. Por eso mi fuerte sospecha que en Leganes se usó explosivo militar igual que en los trenes.

El 7.5.2006, UrbanMin, refiriéndose a los resultados de los análisis policiales de las muestras M-2 (resto hallado en la Kangoo) y M-3 (muestra de Goma 2 ECO enviada como cotejo por los Tedax), se acerca peligrosamente, sin darse cuenta, a la gran revelación:

Lupa #219: me sorprende que no aparezca la nitroglicerina entre los componentes de las muestras 2 y 3. Que yo sepa, la nitroglicerina es a la dinamita como el RDX al C4 o al Semtex y otras mezclas "militares": ¡el componente principal!

Lupa responde ese mismo día, extrañado, pero sin reparar tampoco en la trascendencia del dato:

UrbanMin #255, nitroglicerina, formula quimica trinitrato de 1,2,3-propanotriol no aparece en el analisis para la goma2. muy bien visto... que me lo expliquen […].

Caliente, caliente, pero la cosa no llegó a mayores… Una semana más tarde, el 14.5.2006, Lupa retoma el discurso habitual:

No olvidemos que la dinamita es, vulgarmente hablando, nitroglicerina metida en un material absorbente. […]

El 18.5.2006, el luego célebre Belga197 responde a un peón que parece confuso respecto a los análisis realizados por la perito de los Tedax el mismo día 11 de marzo:

[…] No te líes. Esos son los resultados de los análisis de los focos de explosión. Y se encuentran restos de nitroglicerina, componente genérico de la dinamita. […]

Es decir, cree, sin suspicacias, que el componente innominado en el informe de la perito 17632 es la nitroglicerina, tal como señaló Sánchez Manzano en la Comisión de Investigación. Aún quedan unas semanas para su descubrimiento. Entretanto, el 15.6.2006, Trico incurre en el mismo error generalizado:

[…] Efectivamente la gelignita y la Goma-2 no son el mismo tipo de dinamita, aunque ambas se basan en la nitroglicerina. […]

Cuatro días más tarde, jose32 indica que la Goma 2 ECO se caracteriza “por su composición de nitroglicerina y nitrato amónico”. El 22.6.2006, peterpan ofrece la siguiente aclaración a uno de sus compañeros:

Para trico #116 y 117:
Por fin puedo ayudar algo. Te contesto a lo de la goma 2 "sudada": como creo que sabrás, este tipo de explosivo, básicamente, es nitroglicerina embebida en un estabilizante, lo que le hace conservar sus propiedades y al mismo tiempo le da una seguridad incomparablemente mayor que si estuviese "sola" […].

El 24.6.2006, en vísperas del hallazgo explosivo (nunca mejor dicho), Stentor refiere la definición de la Goma 2 ECO que la wikipedia ofrecía entonces y que sólo después del revuelo mediático fue alterada para reflejar lo que ahora todo el mundo parece saber:

Goma-2 ECO. De Wikipedia:
La Goma-2 ECO es un tipo de explosivo manufacturado solo para su uso industrial (principalmente la minería) por Unión Española de Explosivos S.A. Es un explosivo gelatinoso basado en la nitroglicerina muy usado en España y exportado a otros paises. Se usó por ETA en los atentados cometidos entre 1980 y 2001. Después de eso se incrementó la seguridad en y ETA prefirió obtener los explosivos en Francia robando grandes cantidades de titadine y usándolo en numerosos coches bomba. […]

Dicho sea de paso, merece la pena subrayar que, aún en el momento de escribir estas líneas, el diccionario de la RAE sigue definiendo la dinamita como “mezcla explosiva de nitroglicerina con un cuerpo muy poroso”.

El gran día es el 27 de junio de 2006. En esa fecha, Luis del Pino publicaba una entrada más de su blog en la que se percibía la predilección por su hipótesis del momento: que en los trenes se había utilizado alguna especie de explosivo militar. Para ello, indicaba que el hecho de que en los focos de explosión aparecieran “componentes genéricos” de dinamita no demostraba que en los trenes estallara dinamita. A su juicio:

Se trata de otra falsedad, porque el hecho de que aparezcan restos de componentes genéricos de dinamita no indica, en modo alguno, que se usara dinamita. Si se utilizó algún otro explosivo que incluya entre sus componentes algún componente genérico de la dinamita, quedarían restos de ese componente genérico a pesar de no haberse usado dinamita. Y la demostración se encuentra, curiosamente, en las palabras de Sánchez-Manzano en la Comisión del 11-M. […] Sánchez-Manzano deja claro […] que lo que se encontró es nitroglicerina. La nitroglicerina no es dinamita, sino tan sólo uno de los componentes que se pueden emplear para fabricarla. Pero la nitroglicerina puede usarse para fabricar otros explosivos distintos de la dinamita. Por ejemplo, ya hemos comentado en otras ocasiones que la mezcla RDX+nitroglicerina tiene unos efectos muy similares al C4 o al Semtex, y ya ha sido usada anteriormente por grupos terroristas. Dicha mezcla, al explotar, dejaría "restos de componentes genéricos de dinamita", concretamente nitroglicerina. […]

Recojo esta cita sólo para subrayar cuán volubles y adaptables son algunas argumentaciones. No quiero distraerme demasiado, pero no estaría de más señalar que, aplicando este mismo razonamiento, el hecho de que más tarde se descubra en la muestra M-1 nitroglicerina y DNT no debería significar necesariamente que se utilizara Titadyn… ¿no? Obsérvese que, de hecho, Luis del Pino señala que ni siquiera tiene por qué haber explotado dinamita en general (y, por tanto, mucho menos una clase concreta de dinamita, como el Titadyn). Algún lector avisado podría objetar que, en realidad, el Sr. Del Pino lo que viene diciendo no es que explotara Titadyn en los trenes, sólo que, fuera lo que fuera, no podía ser Goma 2 ECO (por ejemplo, en LD TV 27/02/2010, 1:06:38). Volveré sobre este punto en otro momento.

El caso es que, al hilo de esta entrada, Belga197 hace su primera observación crucial:

[…] Respecto del tema del explosivo,
Barbarel,
Ayer te plantee una pregunta sobre los restos de componentes genéricos de dinamita que se podrían encontrar en un foco de explosión.
Ahora que LdP nos recuerda que SM dijo en la comisión que se encontró nitroglicerina ( lo cuál se me hace raro porque de todos los componentes de la dinamita es el más inestable :- ) ) te vuelvo a preguntar si la pentrita podría dejar los mismos restos, es decir, si el hallazgo de nitroglicerina podría ser compatible con la explosión de pentrita, entre otros explosivos.
Por otra parte, no entiendo muy bien a qué se refiere SM con nitroglicerina, porque si no me acuerdo mal entre la composición de la Goma2 ECO no figura la nitroglicerina como tal.
Y en la del titadine 30 AG tampoco:
- Nitrato amónico 62-68%
- Dinitroetilenglicol o dinitrato de etilenglicol o nitroglicol 25-29%
- Nitrocelulosa.

Ya se descubrió el pastel, pero, como parece que la audiencia tardaba en reaccionar, el mismo peón negro insiste un cuarto de hora más tarde:

A ver, lo vuelvo a repetir porque igual no ha quedado claro.
Las declaraciones de SM no pueden ser tenidas en cuenta literalmente porque él no es TEDAX y en principio no tiene porque [sic] tener conocimientos de explosivos.
Si los rastros de componentes genéricos de dinamita detectados en los focos de los trenes consistían en nitroglicerina, está claro que no estalló ni goma2 ni titadine, ya que no llevan nitroglicerina en su composición.

Por cierto, me he permitido destacar el segundo párrafo para subrayar una evidente observación que, curiosamente, parece olvidada por la tropa conspiracionista. En efecto, no hay por qué tomar literalmente las declaraciones del inexperto Sánchez Manzano. Bien visto. Lástima que esa fugaz muestra de sensatez cundiera tan poco, barrida inmediatamente por la gloriosa e irresistible tentación de las portadas truculentas.

Veinte minutos más tarde, Belga197 incide nuevamente en su descubrimiento (que, por cierto, extiende igualmente al titadyn, lo que no deja de ser interesante):

[…] Respecto a la nitroglicerina no forma parte ni de la composición de la goma2 ni del titadine. […]

Obsérvese además que en la evolución aquí expuesta no se aprecia el menor elemento que permita siquiera sospechar que Belga197 esté apoyándose en soplo alguno de terceras personas, mucho menos confidentes policiales. Su razonamiento parece fluir motu proprio de manera bastante espontánea y natural. Nada que ver, de hecho, con el relato del vicedirector de El Mundo en su Prólogo de “Titadyn”.

Pues bien, el dato aportado por este peón negro no es aceptado de manera inmediata por su audiencia. Así, Rajmar responde:

Belga107: Creo que tienes un error de concepto. Todas las dinamitas, por definición, llevan nitroglicerina (ésta+sustancia estabilizadora inerte). Si la Goma2 y el Titadyne son dinamitas, deben llevarla.

A lo que el interpelado replica:

rajmar,
Infórmate. Las dinamitas antiguas llevaban nitroglicerina. Pero las gomas que hoy día se emplean han hecho cambios para manejar la estabilidad y otras propiedades. Muchas utilizan nitrato amónico y han sustituido la nitroglicerina por nitroglicol. Si no te fías la composición que dan los analisis del auto es: Nítrocelulosa, Nitroglicol, Nitrato Amónico, Ftalato de Dibutilo y Carbonato Calcico. (Metenamina aparte) ¿Dónde está la nitroglicerina?

Enseguida se produce un debate en el que interviene también nuestro compañero Viana (cuando todavía era posible encontrar alguna disidencia en el foro del Sr. Luis del Pino), que compartía la creencia generalizada de que todas las dinamitas tenían nitroglicerina. Belga197 saluda a su oponente, preguntándole “¿[…] de dónde salió la nitroglicerina si puede saberse?” Viana repite que “la nitroglicerina es uno de los componentes de la dinamita.” Belga197 le insta a que consulte en “Google si la nitroglicerina es componente de la Goma2 ECO.” Viana insiste: “Efectivamente, belga, la Goma2 es un tipo de dinamita y, por tanto, la nitroglicerina forma parte de su composición.” Desde las propias filas de los peones, Rajmar tercia en la polémica en el mismo sentido, aportando un enlace ya inactivo en el que se describen las dinamitas como “mezclas explosivas que contienen nitroglicerina y nitroglicol coagulado”. Poco después, el mismo Rajmar añade otra referencia (ya señalada) a wikipedia, en apoyo de su afirmación, casi disculpándose por coincidir con un defensor de la versión oficial: “Belga197: No soy Viana, pero creo que las dinamitas llevan de base la nitroglicerina.” Belga 197 insiste en que no es así. Lupa no lo ve claro:

No soy militar ni TEDAX ni tampoco minero de Mina Conchita. La Goma2 es un derivado de la dinamita. Significa nitroglicerina metido en un medio absorbente. […]

Y así pasan dos días, hasta que, el 29 de junio de 2006, Luis del Pino, aprovechando la revelación aportada por su lector aventajado, escribe el artículo que oficializa el hallazgo entre sus filas, “Dinamitas y dinamitas”, cuyo examen continuaré en la próxima entrega.

Last edited by Rasmo (26-07-2010 15:37:04)


Wars not make one great

Offline

#206 27-07-2010 09:26:16

viana
Miembro
Registered: 04-10-2006
Posts: 958

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

Buena recopilación, Rasmo.

Por lo que me toca, contextualizar lo que dije entonces. Efectivamente yo afirmaba que la nitroglicerina formaba parte de todas las nitroglicerinas. Lo dije, no porque lo supiera o creyera, porque, a la sazón, mis conocimientos sobre explosivos eran entre pocos o ningunos (como ahora, vamos). El debate, entonces, era que S. Manzano había dicho en la Comisión de Investigación del Congreso que en los análisis de los focos se había encontrado nitroglicerina y eso, para los Peones Negros era la prueba irrefutable, tras la aportación de Belga, de que no había explotado Goma2 ECO.

Pero S. Manzano había dicho en la misma comparecencia otras dos cosas que preferían ignorar los peones: que él no era un técnico en explosivos y que todas las dinamitas contenían nitroglicerina.

Intentar hacer razonar a los peones que las declaraciones de S. Manzano había que analizarlas en base a que él no era un experto, como efectivamente demostraba al afirmar que todas las dinamitas contenían nitroglicerina, aunque lo intenté, era un tiempo perdido; por lo que opté por utilizar la falacia de autoridad (doble falacia en este caso, ya que S. Manzano no era, precisamente, ninguna autoridad): si creéis a Sánchez Manzano cuando dice que en los análisis se encontró nitroglicerina, debéis creerle cuando dice que éste es un componente de todas las dinamitas.


"Sin lugar a dudas, a estos tíos se les ha ido definitivamente la olla" Luis del Pino - 24.11.2007

Offline

#207 27-07-2010 10:42:14

Mangeclous
Miembro
Registered: 17-09-2006
Posts: 2,231

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

Enorme y concienzudo trabajo, Rasmo. Gracias.

Offline

#208 28-07-2010 11:26:53

Rasmo
Cenista oficial
Registered: 20-09-2006
Posts: 1,578

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

Titadyn, el eterno retorno (XV)

Continúo ahora mi exposición, que había detenido justo en el momento en que Luis del Pino publicaba su artículo “Dinamitas y dinamitas”, el 29 de junio de 2006. En él, se recogía y elaboraba la aguda observación de uno de los participantes en su blog (las negritas y las cursivas aparecen en el original; el subrayado es mío):

[…] Como recordarán los lectores del hilo anterior, Sánchez Manzano declaró en la Comisión del 11-M que en los focos de explosión de los trenes se había encontrado nitroglicerina. […] Hay otra cosa de gran importancia que […] podemos deducir (y que muy certeramente detectó el bloguero belga197): la aparición de nitroglicerina indica que en los trenes no pudo utilizarse Goma-2 ECO pura, porque la Goma-2 ECO no incluye nitroglicerina en su composición.
Por tanto, es absolutamente imposible que las bombas de los trenes fueran como la de Vallecas. Si fueran como la de Vallecas (es decir, Goma-2 ECO pura), no podrían nunca haber quedado restos de nitroglicerina. En los trenes estalló otra cosa: Titadine, RDX con nitroglicerina, algún explosivo casero con nitroglicerina o Goma-2 mezclada con alguna otra cosa que lleve nitroglicerina. Pero Goma-2 ECO pura, nunca.
[…]
Negras dan jaque. Tic, tac, ...

De paso, me he permitido subrayar otra de esas observaciones evidentes que más tarde se perdieron por el camino (en cuanto estorbaban a la algarabía mediática). En efecto, aun suponiendo que fuera cierto el hallazgo de la nitroglicerina en los focos (y no un simple error, como reiteradamente afirmó un lego Sánchez Manzano cuyas palabras en la comisión, recordemos, “no pueden ser tenidas en cuenta literalmente”), aun así, digo, Luis del Pino admite la obviedad lógica de que ello no excluye la Goma-2, puesto que en los trenes podría haber estallado “Goma-2 mezclada con alguna otra cosa que lleve nitroglicerina”. Elemental. Pero éste es el mismo caballero que unos años más tarde sostenía que no, que estallara lo que estallara, no podía ser Goma 2 ECO, ni mezclada ni sin mezclar, siguiendo el credo inamovible del conspiracionismo habitual y la misma senda “lógica” que luego transitaría el Sr. Iglesias [recuérdese: “el sentido común, y esto ya no es química, pues hace… me repugna la idea de que haya dos explosivos: hay uno o hay otro” (A. Iglesias en La Tarde con Cristina, COPE, 2.7.2009)]. Todo con la coherencia característica.

En fin, el caso es que, una vez expuesto el asunto de la nitroglicerina por el amo del blog, Lupa abandonaba sus anteriores dudas y se dejaba convencer:

belga197 #33. Otra cosa que aprendo, aunque me ha costado. Tu lo habías puesto antes y no había caído. Yo pensaba que todos los derivados de la dinamita contienen nitroglicerina, ahora he aprendido que no es así. Así que Goma2Eco no contiene nitroglicerina. Si se encuentra nitroglicerina en los focos de explosión significa que ahí exploto otra cosa diferente a Goma2Eco. Adiós bolsa de Vallecas. Adiós explosivo de la Kangoo.

Pero, dada la trascendencia de la noticia, algunos participantes seguían mostrando sus reservas y temiendo que todo fuera demasiado bonito para ser cierto. Así, Peterpan urgía a la prudencia:

Al hilo del hilo wink Se ha asegurado bien, pero bien bien, LdP de que en la formulación de la goma 2 no aparece la nitroglicerina? No quiero ser aguafiestas, pero yo juraría que es uno de sus elementos básicos, junto con el nitrato amónico y la nitrocelulosa. Por favor, alguien que tenga contacto directo con Luis, podría decirle que se asegure bien de este dato? […] Un saludo y espero que no me tomeis por troll por el hecho de querer asegurarme de un dato tan importante como el de este hilo.

Al igual que Trico:

[…] a) Tenemos que confirmar la información del auto del juez. Sé que es triste, pero como es tan chapucero, habría que comprobar la composición de la Goma-2 ECO que nos da él mismo. b) Si se confirma que no lleva nitroglicerina, no hay caso.

Por partida doble:

[…] a) NO está probado que en los trenes apareciera nitroglicerina. Nos basamos en las declaraciones de Sánchez Manzano, pero sería un error DEMASIADO grave por su parte […]. b) Según el auto de Del Olmo la Goma-2 ECO no lleva nitroglicerina, pero hay algunos testimonios que dicen que sí la lleva. Conviene aclarar eso. Slds.

Pero uno de los peones más reticentes es Barbarel, que pasa por ser entre sus contertulios persona con conocimientos de explosivos y que, dos días más tarde, el 1 de julio de 2006, sigue sin aceptar la primicia:

La dinamita sin nitroglicerina es como un jardín sin flores: Si dejamos sólo al nitroglicol la mezcla explosiva sería tan insensible que no podría iniciarse con la potencia de un detonador industrial y por lo tanto sería inservible para la mayoría de usos en minería subterránea. La GOMA-2ECO: Sí contiene NG, como no puede ser de otro modo.

E insiste, con una referencia erudita al fabricante de la propia Goma 2 ECO:

En el librito "Manual de empleo de explosivos" de la UEE de Enero de 2.001 pág 34 habla sobre las dinamitas y pone:
Dinamitas gomas
Este tipo de explosivos, reciben su nombre por su consistencia gelatinosa y se obtiene al mezclar nitroglicerina con nitrocelulosa. Esta mezcla es aún más energética que la propia nitroglicerina. Además lleva en su composición, como elemento predominante el nitrato amónico... (a continuación ponen una tabla con las características de la Goma 1-ED y la Goma-2ECO).
A mí esto me parece suficiente para concluir que la Goma-2ECO sí lleva NG. (En esto LdP no ha hecho nada más que exponer datos del sumario, el no tiene la culpa de todo lo que sale de Del Olmo tenga mas fallos que una escopeta de feria) […] Tanto el Titadyne como la Goma son explosivos de la misma familia, tienen características muy similares, y por esto es muy difícil saber si en los trenes explosionó una o la otra (si es que lo que se usó fue dinamita, que yo tampoco lo tengo claro). […]

Para terminar afirmando que “una dinamita sin nitroglicerina es como una tortilla sin huevo.”

Creo que podemos concluir aquí nuestra revisión histórica, para señalar algunas de las conclusiones más relevantes que cabe extraer de ella.

1) Para empezar, queda patente sin lugar a dudas que el error cometido por Sánchez Manzano, es decir, la convicción de que todas las dinamitas llevan nitroglicerina entre sus componentes, era una creencia casi universal, incluso entre personas a las que se supone un interés superior a la media. Efectivamente, no me parece descabellado partir de la asunción de que los peones negros constituyen un público en principio más proclive a recabar y examinar información relativa a los explosivos empleados en la masacre que cualquier ciudadano medio. Máxime cuando, como hemos visto, las definiciones aportadas a la sazón por wikipedia y aún hoy por el diccionario de la RAE incurren en la misma inexactitud. En estas circunstancias, ¿sigue sin ser verosímil que el ex jefe de los Tedax cometiera el mismo error? No deja de ser curioso, en este sentido, que el propio descubridor de la incoherencia, el peón Belga197, señalara que las declaraciones de Sánchez Manzano en la Comisión de Investigación no podían "ser tenidas en cuenta literalmente". Lástima que las evoluciones conspirativas no siguieran por esa línea y optaran por el ruido y los aspavientos.

2) Visto lo anterior, comprobado el nivel de discusión entre los propios peones negros y que, incluso días después del artículo de Luis del Pino, había quien ponía en duda que la Goma 2 ECO no tuviera nitroglicerina… ¿realmente podemos considerar, no ya probable, sino meramente imaginable, que la simple mención el mismo día 11 de marzo de 2004 de ese componente (la nitroglicerina) y, si se quiere, el DNT, junto con el nitroglicol y el nitrato amónico, hubiera llevado a los votantes a dar el triunfo al PP en las elecciones? Como bien señaló el mismo Sánchez Manzano en el juicio ante la Audiencia Nacional (según se indicó en una anterior entrega), la palabra nitroglicerina apareció publicada en la prensa al día siguiente de su intervención en la comisión del 11-M (concretamente, en El Mundo, el día 8 de julio de 2004), y nadie dijo nada durante dos años. No, obviamente, nos hallamos ante un caso flagrante de sesgo retrospectivo. Los conspiracionistas pretenden que el dato de la nitroglicerina y el DNT (suponiendo sólo a efectos argumentales que sea cierto), de haberse conocido inmediatamente después de los atentados, habría cambiado el resultado de las elecciones y, en consecuencia, la historia política de España. Pero, al argumentar así, hacen trampa, pues retrotraen y asumen en el electorado un conocimiento que tardó más de dos años en adquirirse y se basa en consideraciones cuya relevancia sólo se suscitó a posteriori.

3) ¿Y qué decir de CGA y su “Garganta Profunda”? Ya sea por mendacidad o por incompetencia (sin descartar una mezcla de ambas), las alternativas me parecen igualmente poco halagüeñas. En efecto, podría ser que El Mundo no tuviera el menor reparo en mentir y apropiarse, con aditamentos novelescos, del trabajo de terceros. No sería algo excepcional. Parece una práctica en la que este diario cuenta con notorios antecedentes. En este sentido, Juan Carlos Escudier, que fue el primer jefe de investigación de El Mundo y trabajó en dicho diario durante doce años desde su fundación, cuenta un incidente que, de ser cierto (lógicamente, no estoy en condiciones de pronunciarme al respecto), resulta ilustrativo (“El Talonario de Pedro J.”, 16.9.2006):

El ‘caso GAL’ encierra varias lecciones de ética de [Pedro J.] Ramírez. Una de ellas tiene que ver con la sentencia del Tribunal Supremo, adelantada en su día por El País. El apóstol de la libertad de expresión y de la ética no se arredró ante la exclusiva y la fusiló convenientemente en la edición de Madrid como si ambos periódicos hubieran tenido acceso a la sentencia. “A mi no me priva nadie de apuntarme este tanto” bramó con nocturnidad. La apropiación indebida de la noticia fue objeto de debate en el consejo de redacción del periódico –cuando existía– con el resultado esperado: ninguno.

En un caso más reciente, El Mundo trató de arrogarse el crédito por la noticia sobre la cacería compartida por Baltasar Garzón y el entonces Ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo, información que había sido publicada previamente por los medios del grupo Intereconomía. La disputa sobre la primicia llevó finalmente al director de El Mundo a admitir a regañadientes lo que era una evidencia: ellos no habían sido los primeros (PJ, EM, 1.3.2009, in fine).

Otro episodio semejante se produjo a raíz de la publicidad que de sí mismo hizo el periódico de Unidad Editorial también en fechas recientes, alegando que España habría sido diferente sin El Mundo. En uno de sus anuncios, el diario dirigido por Pedro J. Ramírez se adjudicaba como propia la investigación que realizó el ya desaparecido Diario 16 sobre el caso Roldán. Ello provocó la reacción de dos de los periodistas que destaparon la trama:

Promocionar su diario en una campaña publicitaria con el trabajo ajeno, en este caso con nuestra investigación en Diario 16, no es ético ni elegante y atenta a la deontología profesional más elemental.

Otro de los autores originales ofreció al respecto una reflexión que parece hecha a medida de la actividad informativa en torno al 11-M:

[…] El Mundo difunde un mensaje implícito muy veraz para la gente realmente documentada y con memoria: la de que El Mundo es un periódico capaz de faltar a la verdad a sabiendas y a lo grande en beneficio propio […].

De modo que, si lo que ha hecho CGA en el Prólogo de “Titadyn” es colgarse una medalla ajena, no parece que tal comportamiento sea desconocido en la casa.

Pero la posibilidad de que el vicedirector de El Mundo estuviera diciendo la verdad sería casi más patética. Entonces cabría preguntarse en qué manos ha estado la investigación periodística del mayor atentado de nuestra historia. Porque, en efecto, si el folletín detectivesco que narra en “Titadyn” es cierto, el Sr. García Abadillo parece realmente un inútil: alguien que, pese a ser calificado como un “experto” en el 11-M (EM, 9.6.2006) y tener un libro sobre el asunto a sus espaldas (“11-M. La venganza”), todavía necesita que se le sople una noticia que lleva casi dos semanas dando vueltas y causando furor en la red, concretamente, en el blog de un estrecho colaborador de su periódico. Como bien dice Manel Gozalbo (“Titadynante es poco”, 6.6.2009):

[L]a verdad, el problema […] es otro bien distinto y puede que hasta preocupante: todo lo que CGA dice que le sopló el Tedax de Incógnito era de dominio público antes del soplo. Ridículo, sencillamente, pero tal cual. Ya no fabrican gargantas profundas como antes.

Sea como fuere, que varios años después siga sin reconocer en absoluto la aportación previa de Luis del Pino no deja de ser llamativo. A menos que la situación no se preste a una simple dicotomía: latrocinio fantasioso frente a honestidad estúpida. Tal vez la cuestión es algo más compleja. Aquí me permitiré ofrecer una conjetura que nunca haré pasar por verdad demostrada e irrefutable, pero que argumentaré en la medida de lo posible y razonable.

Aunque mi opinión sobre él no sea muy positiva, no creo que, en este caso, CGA sea un idiota despistado. Y creo que tampoco se ha limitado a sablear sin escrúpulos el trabajo ajeno. En efecto, pienso que Luis del Pino no es una simple víctima de la conocida voracidad autocomplaciente de algunos medios, sino que se ha prestado a ser un “fusilado consentidor”. Para mí, la clave está en la franca admisión de Luis del Pino: “los peones negros, por mucho fenómeno social que seamos, seguimos siendo una cagarruta en mitad del desierto” (blog, 29.11.2006). A mi juicio, lo que hizo Del Pino fue simplemente plegarse a los intereses y a la vanidad del pez grande, a cambio de una mayor proyección mediática de la causa y de su causa. Si no es por la dócil anuencia de este periodista sobrevenido no se explican ciertas cosas.

Recordemos que la gran noticia aparece publicada en El Mundo el martes 11 de julio de 2006. Pues bien, dicha “exclusiva” estuvo inmediatamente precedida y seguida por sendos artículos de Luis del Pino en ese mismo periódico. En efecto, el lunes 10 de julio, víspera de la revelación, el Sr. del Pino firmaba un texto en el que sólo se permite alguna tímida referencia: “no se ha demostrado qué material se usó en las bombas que estallaron en los trenes” y “no se han adjuntado al sumario los informes analíticos efectuados a las muestras de los trenes, que contradicen el hecho de que se empleara Goma-2 ECO en las bombas”. Para cualquiera que conozca los detalles, se trata de inconfundibles alusiones a la información que aparecería el día siguiente, pero de manera suficientemente discreta como para no arrebatar la gloria al amo, aquel que puede hacer que uno deje de ser una simple “cagarruta”. Y es que Luis del Pino vive una semana grande, pues el mismo día posterior a la portada incendiaria, vuelve a publicar otra columna en El Mundo (12.6.2006), donde no duda en referirse a “la información publicada ayer por EL MUNDO” y a “las revelaciones de EL MUNDO”, omitiendo por completo toda mención de su propia aportación y la de sus colaboradores.

De hecho, Libertad Digital, que normalmente repercute y reproduce en portada todas las novedades significativas del 11-M publicadas por su hermano mayor, no aborda el asunto directamente en su información del día 11 de julio ni en la del 12 de julio. En materia de 11-M, lo que recoge la portada del día 11 de julio es la presentación de una batería de 200 preguntas al Gobierno por parte del PP. [Por cierto, supongo que a nadie se le escapará la aparente coordinación de esfuerzos en el frente mediático y político]. La noticia alude a las manifestaciones del portavoz del PP en aquel momento, Eduardo Zaplana, en rueda de prensa. Sólo entonces se indica de manera tangencial: “[Zaplana] hizo especial hincapié en la información que publica este martes El Mundo y que fue adelantada por Luis del Pino en su blog en Libertad Digital en la que se pone en cuestión que el explosivo utilizado en la masacre fuera el que se encontró en los escenarios utilizados por los terroristas islamistas.” La otra excepción, hasta donde mi conocimiento alcanza, es una escueta y recóndita referencia de Libertad Digital a lo evidente en su sección “Revista de Prensa” del mismo día 11, tal como señalan algunos peones, que no dudan de qué va todo. En este sentido, en efecto, la intervención más clarificadora me parece la de Gilead en el blog de Don Luis, con una inconfundible alusión a determinadas servidumbres mediáticas (comentario 25):

Gilead, día 11 de Julio de 2006 a las 13:42
[…] Lo primero ENHORABUENA a los peones, en particular a Belga197 […]. [E]n cuanto a que LD no publique la noticia del día... realmente ya la publicó, mucho antes que EM. De hecho en Revista de Prensa de LD podemos ver la siguiente entrada:
[«]Este martes, El Mundo nos trae un nuevo dato sobre la investigación de la masacre del 11-M, que sin embargo ya había sido revelado en Libertad Digital el pasado 29 de junio a través del blog "Los enigmas del 11M" de Luis del Pino.[»]
Porque a nosotros todo esto no nos pilla de nuevas ¿no? Podemos presumir porque vamos por delante, pero coincido con vosotros en que lo importante no es que lo sepamos nosotros, sino hacerlo llegar al resto, en eso necesitamos a la prensa escrita.

Aunque no falta quien encuentra objetable la “apropiación” (comentario 436):

lcsila, día 11 de Julio de 2006 a las 22:11
Hola. Quiero felicitaros a todos por vuestro trabajo, lo de esta mañana en El Mundo ha sido todo un golpe, lo único que he echado de menos (por lo menos yo no lo he visto) es un reconocimiento en el artículo de Casimiro a vuestro trabajo. Pedrito, Pedrito que sólo quieres ser tú... […]

El héroe del día, como no podía ser menos, también hace su aparición en el mismo foro (comentario 375):

belga197, día 11 de Julio de 2006 a las 21:11
Buenas,
Al que vuelva a nombrarme para felicitarme o cualquier otra cosa le corto los h.... o lo que gaga falta. :-)
El mérito es de todos y la verdad lo único que he hecho es ponerme un poco cabezón. Lo que por otra parte no me cuesta nada. Citar a todos los que nos hemos pegado con el tema del explosivo es imposible: Barbarel, Lupa....es imposible no me acuerdo. […] Pero en lo que respecta a mi cerremos el tema. […]

Incluso se comenta la invitación que se le hace a participar en un programa radiofónico de CityFM esa misma noche (comentario 425; comentario 434; comentarios 438 a 440; comentario 451, etc).

Pero todo ello es algo más bien de alcance limitado, que no osa brotar con la fanfarria esperable a la superficie de los medios implicados. Sin demasiado riesgo, por tanto, de mácula alguna al autoatribuido galón de El Mundo. Así, las entradas del blog de LdP de los días 11 y 12 de julio, siguen sin molestar a los dueños del balón. La primera, porque nada tiene que ver con el asunto de los explosivos (recuerda el asesinato de Miguel Ángel Blanco); la segunda, porque se limita a indicar que en el sumario faltan muchas cosas y sólo incluye vagas menciones colaterales a la cuestión del momento.

Tanta humildad se ve recompensada y el día 13 de julio Jiménez Losantos dedica su columna en El Mundo a cantar las maravillas de Luis del Pino y sus Peones Negros, “fenómeno que, si la historia de Internet en España no la escribe Polanco, habrá que contar algún día”. Pero, curiosamente, sin mencionar, en casa de Don Pedro, el motivo inmediato de tanto halago.

Y, sin embargo, aquí no puede haber desconocimiento de las acciones y posturas ajenas por ninguna de las partes implicadas. En realidad, la sospechada componenda se hace más evidente si cabe en el propio programa radiofónico de Jiménez Losantos del mismo día 11 de julio, recordemos, fecha de la excitante portada de El Mundo. La estrella de la Cope no deja lugar a dudas  y pone claramente de manifiesto el alcance de la situación, tanto en lo que respecta a autoría como a consideraciones estratégicas (Federico a las 7, 11.7.2006):

[2:05] Bien, vamos con una noticia que trae hoy el diario El Mundo como exclusiva y que, como tal noticia, no es exclusiva, o, mejor dicho, es noticia exclusiva en la prensa de papel. Pero que en el blog de Luis del Pino, hace diez días, once días, ya había aparecido como algo detectado por uno de los blogueros, saben, esos que llevan el peón negro, que identifica a los que siguen el blog de Luis del Pino, como una masonería buena, una cosa sorprendente… el fenómeno del blog de Luis del Pino, más de mil entradas diarias, es una cosa llamativa.

[4:25] Lo que pone hoy de manifiesto El Mundo, con la potencia de fuego que tiene además un medio como El Mundo, que además sabe vender las noticias como nadie.

[8:58] En el blog de Luis del Pino, el día 29 de junio, un bloguero que firma con el pseudónimo de Belga, había detectado ya esta contradicción. […] [10:08] Esto aparece hoy en el diario El Mundo y, claro, pues cuando aparece en un blog, aunque sea en Libertad Digital, que lo sigue millón medio de usuarios únicos al mes, […] pero bueno, ya es una minoría, una minoría normalmente joven, que es la que sigue Internet. Claro, aparece ya hoy a toda página en portada, con editorial, en El Mundo, y, aun siendo en lo sustancial lo mismo, la contradicción total, brutal, que hay sobre el arma del crimen, pues… pues, claro, esto impresiona. La gente normal que se acerca al kiosco, que normalmente no se informa por Internet, dice: ‘ahí va, entonces todo lo que nos contaron era mentira.’ Pues sí. Sí, sí. Pero todo lo que nos contaron los socialistas. Lo que dijo Acebes era verdad.

[21:05] Seguimos contándoles uno de los asuntos que, aunque ya había aparecido en el blog que Luis del Pino, en Libertad Digital, hoy El Mundo lleva con todos los honores a portada, con editorial, etc. […] [23:33] [E]sta noticia, que, insisto, apareció ya en el blog de Luis del Pino, en Libertad Digital, pero que hoy aparece explicada y llevada a todas sus consecuencias, tanto judiciales como políticas, en el diario El Mundo.

Cristalino, ¿verdad? Pero lo mejor de todo, lo realmente definitivo es que, ese mismo día, Don Federico recibía en su Tertulia nada menos que a los dos principales interesados: Pedro J. Ramírez y Luis del Pino. Y Jiménez Losantos, delante de ellos, aborda la cuestión directamente y sin adornos, disparando a bocajarro:

[2:15] Vamos a tratar de explicarlo, si te parece, Luis [del Pino], porque empezó primero un participante de tu blog, del blog en Libertad Digital, un tal Belga, empezó hablando de esa contradicción de que había nitroglicerina según el propio Tedax Sánchez Manzano, el amigo, por cierto, de Carmencita Toro, creo recordar que tenía su teléfono, pequeño detalle… eh, había nitroglicerina en los trenes, es decir, en los restos del explosivo que mató a doscientas personas, y en cambio no la había en las piezas, en las muestras que aparecen después tanto en la mochila de Vallecas como luego en la Renault Kangoo o en el piso de los presuntos suicidas o suicidados de Leganés. […] Y luego Pedro nos aclara lo que Casimiro detalla hoy en una doble página en El Mundo, aparte del editorial, etc.

No hay escapatoria posible, no hay espacio para las alegaciones de inocente ignorancia. Sin embargo, ninguno de los dos interpelados menciona la cuestión que se les plantea explícitamente. Una evasiva que resulta flagrante. Luis del Pino se limita a comentar, con absoluta normalidad, la contradicción basada en las declaraciones de Sánchez Manzano y sus consecuencias. El director de El Mundo, por su parte, también va a lo suyo:

[5:19] Bueno, no estamos ante una entrega más de los misterios, de los agujeros, de los enigmas del 11-M. Yo creo que hoy, con este relato que publica Casimiro, el vicedirector de El Mundo, pues hemos llegado a un punto absolutamente crítico. Porque esto que habéis resumido muy bien tanto Luis como tú, pues es que queda acreditado en el minucioso trabajo que ha realizado Casimiro, porque se reproduce verbatim, es decir, literalmente, las dos referencias, se reproducen las dos referencias del comisario Sánchez Manzano el día 7 de julio de 2004, ante la Comisión de Investigación parlamentaria, en la que de manera reiterada dice que en ocho de los diez focos de las explosiones se encontraron restos de nitroglicerina…

Obsérvese, por cierto, que el director de El Mundo incurre en la misma manipulación de las palabras de Sánchez Manzano que ya se destacó en la entrega XIII de esta serie. Y continúa:

[9:35] Yo, que he seguido esta investigación y este trabajo de Casimiro con mucho detalle, porque, bueno, para el periódico esto es muy importante, Luis, que ha tenido alguna reunión con nosotros… por cierto, magnífico el análisis, ha sido muy comentado por los lectores, que publicábamos el domingo [sic; en realidad, fue el lunes] respecto al chapucero auto de conclusión del juez Del Olmo, Luis sabe cómo trabajamos. […] Y no se publica algo hasta que no tenemos el convencimiento de que todos los hilos están bien amarrados.

Y todos contentos. Pedro J., porque “para el periódico este trabajo de Casimiro es muy importante”, y Del Pino, que “sabe cómo trabajamos” y es un “magnífico” analista.
El domingo día 16 de julio, la carta del director en El Mundo contiene más dosis de jabón, con elogiosas y efusivas alusiones al “peón de ajedrez negro, símbolo de un espontáneo movimiento ciudadano que tiene como referencia el blog que nuestro colaborador Luis del Pino mantiene en Libertad Digital”. Pero esta vez, como parece que la superchería no podía mantenerse por más tiempo, Pedro J. Ramírez incluye una ya ineludible referencia a la cuestión del origen de la información en una especie de término medio, “ni pa ti, ni pa mí”, de lo más curioso:

Las especulaciones se dispararon en el momento en que las revistas de prensa de las emisoras de radio anunciaron «portada embargada» cuando llegó el turno de hablar de la de EL MUNDO. Era la confirmación de que incluía alguna nueva revelación exclusiva […]. No pocos internautas pasaron unas cuantas horas en blanco, presos de la curiosidad; y cuando finalmente trascendió que lo que publicábamos era la flagrante contradicción entre lo declarado por el jefe de los Tedax en la Comisión del 11-M y la composición química de la Goma 2 ECO […], varios de ellos recordaron de inmediato que a esa misma conclusión había llegado días antes uno de los asiduos a sus chats, apodado El Belga. […] Nunca llegaremos a saber si el informante que puso a Casimiro García-Abadillo sobre la pista de la nitroglicerina y ese bloguero enmascarado bebieron o no de las mismas fuentes, sin duda policiales.

Después del pormenorizado recorrido por la secuencia de los acontecimientos tal como se desarrollaron, yo diría que esto no se lo cree ni él. Pero da igual. Insisto en lo que ya comenté: la única forma de que Don Casimiro (y, de paso, su jefe) no sea un cuentista profesional, consiste en presentarlo como un inepto: alguien que necesita que un misterioso informante le ponga sobre la pista de algo que lleva días circulando por Internet y que además se niega, años más tarde, a referir siquiera el auténtico origen primero de una información que no es ni “nueva” ni “exclusiva”, ni mucho menos una “revelación”.

Cabría preguntarse qué importancia puede tener que El Mundo trate de apropiarse de méritos ajenos y que Luis del Pino pueda haberse dejado avasallar a cambio de un par de caricias en el lomo, o que una determinada noticia se “venda” con técnicas de telenovela. Lo importante, se me diría, es el fondo de la cuestión, no la forma en que un medio bien conocido por su “potencia de fuego” y su jactancia habitual decida revestirlo.

Mi respuesta es bien sencilla. Sin perjuicio, en efecto, de un minucioso análisis en cuanto al fondo, que abordaré seguidamente, mi experiencia suele decirme que, normalmente, quien no duda en retorcer y falsear la realidad “ornamental” al servicio de una espuria finalidad mercantilista, difícilmente podrá acreditar una honesta fidelidad a los hechos de base. Estos periodistas, no lo olvidemos, son quienes han realizado profusa y hasta insultante ostentación de sus abnegados esfuerzos sin otro interés que “la verdad” y el servicio a “las víctimas”. Para mí, y esto es sólo una opinión personal, comportarse como el publicista de John Grisham casa mal con esa imagen de periodismo heroico. Por principio. Y si, como tendremos ocasión de comprobar, no sólo la forma apesta, sino que el fondo está corrompido… mal asunto.

Last edited by Rasmo (28-07-2010 15:07:17)


Wars not make one great

Offline

#209 28-07-2010 13:32:30

lejianeutra
Miembro
Registered: 17-09-2006
Posts: 1,330

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

Al hilo de tu segunda conclusión, Rasmo, no veo cómo se le podría haber mencionado al electorado el término nitroglicerina ese mismo día 11, o el 12, cuando el hallazgo de esa sustancia en una sola muestra requirió toda una pericial de varios meses llevada a cabo con medios sofisticados... Ah, comprendo, ahí es donde viene la queja del Conspiracionismo en el sentido de que todas las muestras debieron ser remitidas al laboratorio de la Policía Científica, que allí sí la habrían detectado. Pero resulta que la única muestra donde la pericial detecto nitroglicerina años después es justamente la muestra que SÍ fue remitida a la Policía Científica, donde nuestro querido y admirado perito Escribano fue incapaz de detectarla.

De hecho, al electorado no solo no se le transmitió el término confuso de nitroglicerina, sino que se le transmitió algo mucho más poderoso y clarificador como es la frase "dinamita, que como todo el mundo sabe es la habitualmente utilizada por ETA", y ya veis, ni así...

Además, es de cajón que la puesta en escena de nitroglicerina y DNT no hubiera tenido el más mínimo efecto, no ya sobre la voluntad del electorado, tampoco sobre el desarrollo posterior de los acontecimientos y de la investigación, a no ser que la Policía hubiera decidido de manera simultánea ignorar el resto de pruebas aparecidas, que son las que llevaron al terrorismo islámico. Y desde luego no veo cómo la aparición de nitroglicerina sería razón suficiente para ignorarlas.

Last edited by lejianeutra (28-07-2010 13:37:29)


La verdad no está siempre en el fondo de un pozo. En realidad, yo pienso que, en cuanto a lo que más importa conocer, es invariablemente superficial. La profundidad se encuentra en los valles donde la buscamos, pero no en las cumbres de las montañas, que es donde la vemos

                                  Auguste Dupin, detective

Offline

#210 28-07-2010 14:03:54

morenohijazo
Administrador
Registered: 05-10-2006
Posts: 5,766
Website

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

En ese sentido, resulta muy curioso repasar las sesiones de la Comisión de Investigación, dedicando especial interés a las preguntas de Jaime del Burgo a los mandos policiales con cargo durante el 1-M: Díaz Pintado, Cuadro Jaén, Astarloa, De la Morena, etc.

Dado que el objetivo, por entonces, del grupo parlamentario popular era demostrar que no se había manipulado la información, todos están de acuerdo en que, si bien se produce un error con la palabra "Titadyn" en lugar de "dinamita" y que ellos indujo a pensar que se trataba de ETA, el proceso de la investigación no cambió por esta creencia. De la Morena, Díaz Pintado, etc y, sobre todo, Del Burgo, repiten una y otra vez que la investigación hubiera sido la misma (y seguramente tienen razón) si se hubiera conocido que los restos eran de dinamita, sin especificar la marca


La mentira tiene las patas cortas, pero calza zancos al lado de las exclusivas conspiracionistas

Offline

#211 28-07-2010 21:21:36

viana
Miembro
Registered: 04-10-2006
Posts: 958

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

morenohijazo wrote:

En ese sentido, resulta muy curioso repasar las sesiones de la Comisión de Investigación, dedicando especial interés a las preguntas de Jaime del Burgo a los mandos policiales con cargo durante el 1-M: Díaz Pintado, Cuadro Jaén, Astarloa, De la Morena, etc.

Dado que el objetivo, por entonces, del grupo parlamentario popular era demostrar que no se había manipulado la información, ...

Es curiosa también, en este mismo sentido, la intervención de J.I. del Burgo en relación a la Kangoo.

Su principal empeño fue demostrar que los perros que acudieron a la Kangoo podían fallar y no detectar los detonadores y el culote de Goma 2 ECO que se encontró una vez la furgoneta estaba en Canillas. El resto de los grupos parlamentarios, entonces, dudaban que los perros pudiesen fallar y que ello probaría que el PP sabía ya por la mañana del mismo día 11 que el explosivo era Goma2 ECO y por tanto la autoría de ETA sería, al menos, dudosa.

Los conspiranoicos cogieron lo mejor de ambos argumentos: los perros no podían fallar y los Tedax que acudieron a la Kangoo dijeron la verdad: no había detonadores ni restos de explosivos en la Kangoo, la pusieron en Canillas los propios policías. Hasta llegar a esta conclusión utilizaron algunas intermedias, como que la Kangoo no fue directa desde Alcalá a Canillas, porque ellos habían visto en Google Maps que el recorrido se podía hacer en 4.3 minutos y que, por lo tanto, pararon en otro sitio a rellenarla con los objetos del dueño y con los detonadores y tal. De locos, como siempre.

Pero al tema, repito que el mayor afán del pro conspiracionista Del Burgo en la Comisión de Investigación del Congreso fue intentar demostrar que era razonable que los perros no detectran el explosivo (¡oh témpora,!)

Esto es lo que le preguntó al Comisario de Alcalá de Henares:

El señor DEL BURGO TAJADURA: Le quiero hacer otra pregunta que hace referencia a la profesionalidad de los perros, ya que se ha puesto en duda su profesionalidad.

He examinado un documento publicado en los medios de comunicación concretamente un documento judicial, que dice que una vez analizado el vehículo por los equipos TEDAX y de Policía científica se encontró bajo el asiento del acompañante del conductor una bolsa de
plástico azul de las usadas para basura. En el interior había 7 de los famosos detonadores, que estaban debajo del asiento del acompañante, lo cual explicaría en mi modesto criterio que, si se entra por detrás, difícilmente el policía que acompaña al perro puede determinar qué
es lo que hay debajo del asiento delantero del conductor.

No voy a eso, sino a la descripción que se hace a continuación, diciendo que dentro de esa bolsa de plástico de color azul de las usadas para la basura se encontró el extremo de un cartucho de dinamita, compuesto por un trozo de papel parafinado y sustancia gelatinosa de color blanco marfil, tipo plastelina. Pues bien, yo —que soy un ignorante en muchas cuestiones, y desde luego en esta, pues no tengo ni idea de lo que es un cartucho ni un culote
de cartucho ni nada de eso—, me he preocupado de saber qué era esto. He preguntado a un experto y me ha dicho: Eso es una cosa insignificante, pequeñísima. Eso estaba dentro de una bolsa de plástico de las que se usan para la basura. Una de las funciones de la bolsa de basura
no es sólo recoger la basura, sino además evitar que huela. Mi pregunta es: ¿El perro podía tener tal olfato como para poder llegar a oler esa minúscula cosa, que no era un explosivo, que además estaba debajo del asiento?

¿Usted cree que el perro, por muy profesional que fuera, estaba en condiciones de olerlo?

El señor COMISARIO JEFE DE LA POLICÍA DE ALCALÁ DE HENARES (Blanco González): No puedo opinar sobre el tema, porque no sé hasta donde llega el olfato de los perros en los explosivos.

El señor DEL BURGO TAJADURA: Por lo menos, a su juicio, mi razonamiento no va muy desencaminado.

En la siguiente sesión Del Burgo vuelve a retomar el tema, esta vez, pregunta a Sánchez Manzano:

El señor DEL BURGO TAJADURA: Ayer nos entretuvimos bastante e hicimos alguna ironía sobre la profesionalidad del perro que entró en la furgoneta y que no detectó ese resto de cartucho de dinamita que tenía, al parecer, algún pequeño resto de explosivo y que estaba mezclado con los detonadores. Por cierto, ¿los detonadores los huele el perro o no tiene nada que ver con el asunto de los explosivos?

El señor COMISARIO JEFE DE LOS TEDAX (Sánchez Manzano): No. Aunque es material explosivo no lo huele el perro.

El señor DEL BURGO TAJADURA: No lo huele. Bien.

¿El hecho de que estuviera ese pequeño cartucho envuelto en una bolsa de plástico afecta al olfato del perro? Si hubiera habido explosivos de verdad, es decir, un paquete de explosivos, ¿el perro hubiera detectado si estaba recubierto por una bolsa de plástico herméticamente
cerrada?

El señor COMISARIO JEFE DE LOS TEDAX (Sánchez Manzano): Si es hermética tiene más dificultades para olerlo, pero en este caso además era una cantidad mínima de explosivo. Es normal que el perro no llegue a la detección.

El señor DEL BURGO TAJADURA: Es normal que el perro no hubiera olido aquel pequeño resto de explosivo que había en la furgoneta.

El señor COMISARIO JEFE DE LOS TEDAX (Sánchez Manzano): Era una cantidad insignificante,
que además estaba envuelta en plástico.

El señor DEL BURGO TAJADURA: Luego volvemos a confiar en la profesionalidad del perro. (Risas.)


"Sin lugar a dudas, a estos tíos se les ha ido definitivamente la olla" Luis del Pino - 24.11.2007

Offline

#212 25-08-2010 22:24:29

Rasmo
Cenista oficial
Registered: 20-09-2006
Posts: 1,578

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

[Continúo mi postergada serie. Imitando los modos autoprogagandísticos de ciertos directores de periódico, diré que esta entrega contiene una primicia documental...]


Titadyn, el eterno retorno, XVI

Tras publicar, el 11 de julio de 2006, la “exclusiva” que venimos comentando sobre las declaraciones de Sánchez Manzano y la nitroglicerina, El Mundo inició una campaña de continua presión periodística sobre el asunto, especialmente notable en los días inmediatamente posteriores. En el Prólogo de “Titadyn”, CGA resume en lo esencial los elementos que en su día publicó su periódico, de modo que el comentario de dicho Prólogo a este respecto nos llevará ineludiblemente a repasar una vez más la hemeroteca de El Mundo. Ello nos brindará la oportunidad de examinar de nuevo cómo investigan los auténticos reporteros.

En la página 20 de “Titadyn”, Don Casimiro nos desvela que en los días que siguieron a su pretendida “revelación” el propio Ministro del Interior, A. Pérez Rubalcaba, conversó en diversas ocasiones con el director de El Mundo para tratar de convencer a éste de que las manifestaciones del Sr. Sánchez Manzano no habían sido otra cosa que un simple error. No está mal conocer el dato. Hasta donde yo sé, la información original de El Mundo sólo hablaba en su día de explicaciones oficiosas ofrecidas por “Interior”, “el Ejecutivo”, “el Gobierno”, “fuentes de Interior”… (M. Marraco, EM, 14.7.2006) o, como mucho, “un alto cargo de Interior” (EM, 17.7.2006) o, incluso, “un alto funcionario” (CGA, EM, 17.7.2006). Ahora conocemos que ese “alto cargo” (o “funcionario”) era el más alto cargo. No pasa nada; a lo mejor, el vicedirector de El Mundo habla de episodios distintos. Sigamos.

CGA añade también en esa misma página 20 de “Titadyn”:

Unos días más tarde, el 17 de julio, El País publicó una nota remitida a dicho diario por el propio Sánchez Manzano en la que éste argumentaba su supuesto error: «Se debió a la asociación del citado término con la palabra dinamita, ya que la nitroglicerina está exclusivamente ligada a las dinamitas en general y no a ninguna en concreto, siendo en este contexto explicitado en el que se produjo, es decir, por asociación natural». Desde luego, si algo no tenía el comisario jefe de los Tedax era el don de la palabra.

En realidad, el artículo de El País es de 16 de julio, no de 17 de julio. Y en él se especifica, además, que la nota de Sánchez Manzano es “del pasado jueves”, esto es, del día 13 de julio. El mismo día 13, por tanto, en que, según recogen el editorial de El Mundo del día 14 y un artículo de Manuel Marraco de misma fecha, como acabamos de ver, algún representante de Interior (¿el propio Ministro?) ofreció aclaraciones al periódico El Mundo. Por cierto, este último asunto tiene su gracia y merece una breve digresión.

El día 13 de julio de 2006, El Mundo hizo lo que tan bien se le da: atraer aparatosamente la atención sobre sí mismo, con lenguaje ampuloso y exigiendo respuestas a sus “revelaciones” de forma conminatoria (“El Gobierno tiene que aclarar la contradicción de la nitroglicerina”, Editorial, EM, 13.7.06) y acusatoria (“El Gobierno se niega a aclarar si Manzano dijo la verdad al Congreso”, M. Marraco, EM, 13.7.06). Esa misma mañana, Pedro J. Ramírez, en la tertulia de la COPE (min. 16), también exigía respuestas y mostraba su buena disponibilidad. Faltaría más:

Yo voy a aceptar como en principio verdadera la versión que dé el Gobierno. […] Lo que el Gobierno no puede hacer es seguir permaneciendo en silencio. […] Y yo voy a creer lo que diga el Gobierno.

Como he mencionado, el Gobierno ofreció una respuesta esa misma tarde y El Mundo, evidentemente… no se la creyó (“Una versión oficiosa difícilmente verosímil”, editorial, 14.7.06).

Bien se ve que el ardid, tan del gusto de algunos periodistas y muy ilustrativo, es casi insalvable: si el interpelado hace caso omiso y no brinda a los aspaventeros la atención que reclaman… malo. Como diría Eduardo Zaplana una semana más tarde: “Lo que se consigue callando ante tal aluvión de evidencias es que ese silencio pueda interpretarse como sospechoso y cómplice” (EM, 21.7.06). Si, por el contrario, se les responde (en un asunto sub iudice y no necesariamente conocido en todos sus detalles por quien les atiende), cualquier imprecisión o debilidad (tanto real como imaginaria, pues no ha nacido quien les arruine un titular) es pretexto para una nueva sesión de alharacas… y vuelta a empezar.

Bien. Retomando el hilo de mi exposición, decía que el artículo de El País citado por Don Casimiro en el Prólogo no era del día 17, sino del día 16. Esto es una menudencia, claro está, pero el desliz se encuadra en un paisaje mucho más amplio de imprecisiones, que resulta desolador y justifica mi escrutinio. Perdonen la prolijidad, pero la cuestión tiene su miga. El caso es que, por si no hubiera bastado con leerse el artículo original del diario de Prisa para darse cuenta de la fecha correcta, resulta que El Mundo ya hizo en su momento referencia literal a esta explicación de Sánchez Manzano al día siguiente (17 de julio) de publicarse en el citado artículo de El País. En efecto, el diario de Unidad Editorial calificaba entonces de “absurda y surrealista” la explicación ofrecida por el Jefe de los Tedax y especificaba:

Un alto cargo de Interior aseguró el jueves [13 de julio] a EL MUNDO que la explicación a las referencias de Sánchez Manzano a la «nitroglicerina» en su comparecencia parlamentaria radica en que cometió el «error» de «confundir» la parte con el todo […]. Esa misma explicación se publicó ayer [16 de julio] en El País como parte de una supuesta nota que «el pasado jueves [13 de julio] firmó el jefe de los Tedax».

Y se citaba expresamente el mismo pasaje atribuido a Sánchez Manzano que CGA recoge en el Prólogo de “Titadyn” (p. 20) y he reproducido más arriba.

Pero, aun suponiendo que el vicedirector de El Mundo tampoco hubiera encontrado un momento para leer lo que escribían entonces sus propios compañeros de redacción, para salir de su error le habría bastado… ¡con leerse a sí mismo! Y es que, en efecto, también el 17 de julio de 2006, él y no otro firmó un artículo en el que se aludía a la tantas veces mentada explicación:

El País publicó ayer [16 de julio] una nota del propio Sánchez Manzano, emitida el pasado jueves [13 de julio] […], en la que el comisario jefe se autoexculpa: «Se debió a la asociación del citado término con la palabra dinamita, ya que la nitroglicerina está exclusivamente ligada a las dinamitas en general y no a ninguna en concreto, siendo en este contexto explicitado en el que se produjo, es decir, por asociación natural».

Parece obvio que Don Casimiro no está para cuestiones de detalle y que no gusta de leer lo que él mismo escribe (la verdad es que casi lo comprendo: yo sólo me obligo a hacerlo por interés sociológico).

Gracias a la amable aportación de Holley, la referida nota de Sánchez Manzano puede consultarse en este enlace. Hay dos aspectos que enseguida llaman la atención y no hacen sino ofrecer nuevos ejemplos de hasta qué punto algunos directivos de El Mundo parecen genéticamente incapacitados para hacer una exposición fiel de los hechos. Para empezar, no hay nada en la nota que sugiera que el entonces Jefe de los Tedax se estuviera dirigiendo en exclusiva a El País como, con cierta malicia, sostiene CGA en el Prólogo de “Titadyn” (y tal como pareció insinuar en su día el editorial de El Mundo del día 17 de julio de 2006). De hecho, y muy reveladoramente, el mismo Pedro J. Ramírez, en la tertulia radiofónica de la COPE de 18 de julio de 2006 aludía explícitamente a la explicación que…

…el propio […] jefe de los Tedax […] envía al juzgado, a la fiscalía y al juzgado. […] Él lo dice, él lo dice en la nota ésta que envió al juzgado, dice: hombre, fue… utilicé la expresión por ‘asociación natural’.

¿Acaso lo ignora el vicedirector de El Mundo tres años más tarde? Un detalle menor, sin duda. El segundo punto, en cambio, tiene más enjundia. En efecto, lo más interesante es comprobar que Don Casimiro no puede resistir la tentación de meter mano a toda cita que pretende hacer pasar por literal. Obsérvese que, donde Sánchez Manzano escribe que “la nitroglicerina es histórica y universalmente asociada a las dinamitas en general”, el vicedirector de El Mundo refiere “está exclusivamente ligada a las dinamitas en general”. Es decir, la explicación que CGA pone artificialmente en boca de Sánchez Manzano es más dudosa y discutible (“exclusivamente”) que la que éste en verdad puso por escrito (“histórica y universalmente”) [aquí el Sr. García Abadillo no puede refugiarse en un supuesto error ajeno, aunque el artículo de El País tampoco reprodujera con total exactitud la cita de Sánchez Manzano – el diario de Prisa dice sólo “universalmente” y no “histórica y universalmente” –].

Aunque no podamos tener la certeza absoluta, parece razonable suponer que el Ministerio del Interior ofreció a El Mundo aclaraciones ese mismo día 13 sobre la base de la nota de Sánchez Manzano. Tal vez por ese origen más o menos conjunto, este periódico señalaba el 17 de julio, como hemos visto, respecto a la información facilitada por el Gobierno, que “esa misma explicación se publicó ayer en El País como parte de una supuesta nota que «el pasado jueves firmó el jefe de los Tedax»”. Igualmente, el editorial de 17 de julio de El Mundo critica la “explicación […] que Interior, y al parecer el propio Manzano, están manejando para justificar su «error»”.

Pues bien, el artículo de El País sólo recoge la explicación de Sánchez Manzano referida a la “asociación natural” entre dinamita y nitroglicerina. Pero el caso es que las explicaciones de Interior al diario de Don Casimiro, tal como dicho periódico las describió en su momento, contenían al menos otra interpretación sobre la confusión, referida concretamente a la respuesta dada por Sánchez Manzano a preguntas del Sr. Del Burgo. Se trata de una explicación según la cual, al decir que en ocasiones se encuentran restos de nitroglicerina, el jefe de los Tedax estaba hablando de lo que sucede habitualmente en los atentados, no del caso concreto del 11 de Marzo. Más adelante observaremos que aquí se produce una notable divergencia entre los datos de hecho que cabe extraer de los artículos “de información” publicados por El Mundo en su día y los mismos hechos contenidos en los correspondientes comentarios editoriales. La supuesta información y la declarada opinión van en direcciones distintas, porque, para exponerlo de manera concisa, la primera recoge siguiera implícitamente la simultánea doble vía argumental, mientras que la segunda se pronuncia siempre como si en cada momento únicamente existiera una sola (aunque cambiante y caprichosa) explicación oficial u oficiosa. Enseguida quedará más claro este punto.

Sea como fuere, sobre esta explicación dual (asociación de palabras y referencia genérica), CGA expresa cierta mofa característica en su Prólogo. Pero, para abordar los curiosos aspectos de sus críticas, puede ser conveniente referir también, conjuntamente, las que en su día se vertieron desde las páginas de El Mundo. Antes de ello, no obstante, por si alguien se ha perdido entre tanta profusión de referencias, hago una somera recapitulación cronológica de los elementos de hecho básicos hasta ahora expuestos:

El martes 11 de julio de 2006, El Mundo publicó en portada su noticia sobre las declaraciones de Sánchez Manzano en la comisión de investigación y la mención de la nitroglicerina. El jueves día 13, El Mundo y su director exigieron explicaciones del Gobierno. Ese mismo día 13, por lo visto, Sánchez Manzano firmó una nota cuyo contenido, aparentemente, no se hizo público en ese momento; también ese día 13, un representante del Gobierno (posiblemente sobre la base de las explicaciones del jefe de los Tedax) ofreció aclaraciones a El Mundo. El día 16, El País hace una breve referencia a la antedicha nota de Sánchez Manzano, citando uno de sus pasajes. El día 17, El Mundo se hace eco de esta referencia. Cabe añadir que ese mismo día 17, Sánchez Manzano acude a declarar ante el juez Del Olmo en relación con el asunto de la nitroglicerina. Al día siguiente (18 de julio), su declaración es objeto de comentario editorial y artículo de Manuel Marraco en El Mundo.

Pues bien, las maniobras dudosas en el tratamiento informativo de la doble explicación oficial (y ya fuera procedente del Gobierno o de Sánchez Manzano, pues El Mundo las iguala) se ponen de manifiesto (en El Mundo y en el Prólogo de “Titadyn”) en varios niveles. Tenemos, en primer lugar, a) el tratamiento dispensado a la explicación sobre la asociación de dinamita y nitroglicerina; b) en segundo lugar,  las reacciones a la excusa según la cual Sánchez Manzano hacía una referencia general, no directamente vinculada al 11-M; y, por último, aunque en estrecha relación con lo anterior, c) las apreciaciones relativas al supuesto empleo sucesivo de ambas explicaciones por parte del entonces Jefe de los Tedax.

a) La asociación de dinamita y nitroglicerina. Ya he señalado que El Mundo hizo referencia el 17.7.2006 a un artículo de El País del día anterior que, a su vez, contenía una cita correspondiente a una explicación ofrecida por Sánchez Manzano en una nota de 13.7.2006. Recordemos una vez más la cita, tal como la recogen El Mundo, por partida doble (en un artículo sin firma y en otro escrito por CGA), y el Prólogo de “Titadyn” (p. 20):

[La equivocación] Se debió a la asociación del citado término con la palabra dinamita, ya que la nitroglicerina está universalmente ligada a las dinamitas en general y no a ninguna en concreto, siendo en este contexto explicitado en el que se produjo, es decir, por asociación natural.

Esta explicación, como también he indicado, fue calificada de “absurda y surrealista” por El Mundo (artículo de 17.7.06 y editorial de misma fecha). La razón para esto subyace, a mi juicio, en una evidente mistificación. Lo que El Mundo hace es equiparar una relación de asociación con una relación de identidad. En efecto, inmediatamente después de referir literalmente la excusa de Sánchez Manzano citada en el párrafo anterior, que justifica el error “por asociación natural”, el mencionado artículo de 17 de julio continúa:

De ser cierta esta explicación bastaría sustituir la palabra «nitroglicerina» por «dinamita» en las tres ocasiones en las que la utilizó durante su comparecencia en la Comisión de Investigación, para aclarar lo que el comisario Manzano quiso decir. El absurdo del resultado habla por sí solo.

Y otro tanto hace el editorial del mismo día:

La tesis de que el policía empleó la palabra «nitroglicerina» como sinónimo de dinamita y confundió la parte por el todo «por asociación natural» no resiste su trasplante a la literalidad de su deposición parlamentaria. Baste notar que donde dijo: «...logramos encontrar restos de nitroglicerina y la nitroglicerina es el componente de todas las dinamitas», se pretende hacernos creer que quiso decir: «...logramos encontrar restos de dinamita y la dinamita es el componente de todas las dinamitas». Ni siquiera la política de nombramientos del PP en Interior pudo producir tamaña estulticia.

En fin, no hace falta ser un catedrático de filosofía para comprender que “A está asociado a B” no es lo mismo que “A es B”. “La nitroglicerina está asociada a la dinamita” no es lo mismo que “la nitroglicerina es dinamita”. De este modo, para llegar a su veredicto de absurdez y surrealismo, el periódico de Don Casimiro necesita adulterar las palabras del ex jefe de los Tedax y poner en su boca lo que él no ha dicho. De hecho, en la tertulia de la Cope de 18 de julio de 2006, el director de El Mundo incurre flagrantemente en esta falacia, de una manera que no puede ser más explícita (minuto 3):

PJ Ramírez wrote:

El planteamiento es: […] [Sánchez Manzano] ha utilizado nitroglicerina como sinónimo de dinamita… Él lo dice, […] él lo dice en la nota ésta que envió al juzgado, dice: ‘hombre, fue… utilicé la expresión por asociación natural’. Y, claro, ayer El Mundo hizo un simple ejercicio […]. [Esto suena como] los diálogos para besugos de La Codorniz de los años 60.

En realidad, lo manifestado por Sánchez Manzano, entendido en su literalidad libre de alteraciones, no es absurdo ni surrealista, sino perfectamente razonable y sensato: es cierto que la nitroglicerina se ha asociado universalmente y de forma natural a las dinamitas en general. Se podrían aducir infinidad de referencias, y tal vez en otro momento deba volver sobre este punto, pero, para no distraernos demasiado, me limitaré a recordar nuevamente que, aún hoy, el diccionario de la RAE sigue definiendo la dinamita como “mezcla explosiva de nitroglicerina con un cuerpo muy poroso.”

Las razones de la asociación pueden ser múltiples y, careciendo de la omnisciencia de que parecen gozar algunos periodistas, sólo nos cabe especular y ofrecer conjeturas no menos verosímiles que la opción conspirativa: quizá Sánchez Manzano escucha a la perito del laboratorio Tedax mencionar que se detectaban “componentes de dinamita” (Sánchez Manzano y el superior de éste, Cuadro Jaén, estaban presentes en la Unidad Central cuando la jefa del laboratorio les comunicó los primeros resultados hacia las 14 horas del día 11 de marzo, según declaración de todos ellos); tal vez alguien, en cualquier otro momento u ocasión, deja caer que todas las dinamitas tienen nitroglicerina y, en una comparecencia parlamentaria en la que quizá podría haber sido más prudente o contenido (que cada cual opine lo que quiera) el Sr. Sánchez Manzano pudo haber incorporado el dato de su propia cosecha… quién sabe.

En cualquier caso, El Mundo nos ofrece una vez más el tan manido recurso a la falacia del muñeco de paja, auténtica seña de identidad de su periodismo de investigación en materia de 11-M. Atribuyendo artificialmente con diversos grados de sutileza o descaro tal o cual manifestación a tal o cual testigo, es fácil pintar un deseado cuadro tan intrigante como inexacto.

El mencionado diario se regodea, además, mofándose de la “estulticia” que implica la supuesta explicación de Sánchez Manzano. Esto ilustra a la perfección el complemento a la falacia de paja que referí en entregas anteriores, cuando señalé la continua desatención al principio de caridad (en una versión adaptada a los presentes fines y no entendida en su sentido estrictamente original). A efectos prácticos, la noción del principio de caridad que propugno sugiere lo siguiente. Cuando diversas manifestaciones y/o comportamientos de un individuo pueden interpretarse, sin esfuerzo aparente, de manera que resultan razonablemente coherentes entre sí, dicha interpretación es preferible a otra que fuerza el sentido de lo observado para dar una imagen completamente absurda e incongruente de tales elementos. Citando a Quine [que se expresaba en un contexto distinto (más bien lingüístico) pero análogo], “el fundamento de sentido común que da pie a esa máxima es que, rebasada cierta medida, la estupidez del interlocutor es menos probable que un error en la traducción –o bien, en el caso de una misma lengua, menos probable que una divergencia idiomática” [Quine, W.V., “Word and Object”, Cambridge, MIT Press (1960), 88]. O sea, en el caso que nos ocupa, el grado de “estulticia” que El Mundo cree percibir en la pretendida explicación de Sánchez Manzano es menos probable que un error (por parte del diario) en la traducción, es decir, en la interpretación de sus palabras.

Y ya hemos visto con qué ligereza el diario de Unidad Editorial transforma un nexo de correlación en una igualdad para crear por sí mismo el absurdo que critica. Cuando todo ello sirve, además, de artero fundamento para acusaciones gratuitas, para afirmaciones como “es el Gobierno quien, a sabiendas o no, disemina ahora información falsa” o “el Gobierno nos engañó en casi todo lo que nos dijo el jueves” (editorial, EM, 17.7.2006), la insidia resulta especialmente lamentable.

b) La mención de la nitroglicerina como referencia general. Como ya sabemos, Sánchez Manzano compareció ante el juez instructor el día 17 de julio de 2006 para tratar de aclarar la confusión de la nitroglicerina. Pues bien, en un suelto editorial del día siguiente, El Mundo manifestaba sin comedimiento la opinión que le merecía los supuestamente declarado por el entonces jefe de los Tedax (insisto en lo de “supuestamente”):

Sánchez Manzano aseguró ante el juez que cuando hablaba de «nitroglicerina» en aquella comparecencia [en la Comisión parlamentaria] no se refería a los explosivos hallados en los trenes del 11-M, sino que se expresaba «en general» sobre lo que pasa tras una explosión. Su declaración es una tomadura de pelo. No hay más que leer la transcripción de las tres preguntas al respecto para darse cuenta de que lo que dice Sánchez Manzano es una mentira flagrante. […] La explicación inicial de Interior era que el jefe de los Tedax se había equivocado al confundir la parte con el todo. Ayer Sánchez Manzano cambió esta versión: no se equivocó sino que divagaba, hablaba «en general». La declaración ante Del Olmo es una burda mentira sin consistencia. Sencillamente, no hay por donde cogerla. La cuestión es qué va a hacer ahora el juez ante este insulto al sentido común.

“Tomadura de pelo”, “mentira flagrante”, “insulto al sentido común”… calificativos que, sin embargo, muy bien cabría aplicar a la narrativa que ofrece El Mundo. Lo que hace este periódico (en su línea editorial) es, en primer lugar, asumir que únicamente puede existir una sola explicación en cada momento: Sánchez Manzano se está refiriendo a todas las veces en que le preguntan por los análisis del 11 de marzo y por eso hay que leer “las tres preguntas al respecto”. Además, en segundo lugar, se aduce que, dentro de ese marco donde sólo hay una explicación posible, Interior (el 13 de julio) les ofreció primero una (la simple “equivocación”) y ahora el jefe de los Tedax, ante el juez, ofrece otra distinta (“ayer Sánchez Manzano cambió esta versión”).

Pues bien, basta con leerse lo publicado por El Mundo, es decir, la “información” sobre la que dicho medio basa la “opinión” recogida en su línea editorial, para darse cuenta de que este diario manipula la realidad voluntariamente o por inexcusable negligencia periodística.

Para empezar, sobre el carácter omnicommprensivo de la explicación ofrecida por Sánchez Manzano, el artículo firmado por Manuel Marraco el mismo 18 de julio dando cuenta de la declaración de aquél ante el juez el día anterior (información sobre la que El Mundo basa su acerbo juicio) señala explícitamente:

El comisario jefe de los Tedax mantuvo ante el juez que, cuando habló por primera vez de nitroglicerina, lo hizo para explicar que es la sustancia que se detecta «en las explosiones en general», pero no que hubiera aparecido en el caso concreto del 11-M.

Es decir, cuando El Mundo acusa a Sánchez Manzano de mentir sobre la base de que su explicación no es válida para “las tres preguntas al respecto”, está obviando flagrantemente el contenido de su propia información según la cual el comisario jefe estaba limitando dicha explicación a “cuando habló por primera vez de nitroglicerina”. Esa primera vez no era otra que la reproducida al inicio de la entrega XIII, en la que Sánchez Manzano, en respuesta a Del Burgo, afirmaba: “En algunos casos, no en todos, cuando se hace el análisis de los restos del foco de la explosión logramos encontrar restos de nitroglicerina, y la nitroglicerina es el componente de todas las dinamitas”. Cita que, como ya se ha expuesto, García Abadillo reproduce en “Titadyn” incluyendo por las bravas un “(en concreto en ocho de los diez focos)”, después de “en algunos casos”, de modo que, como también ha quedado dicho, se imposibilita artificialmente la explicación de Sánchez Manzano. Demasiada imprecisión para tanta insidia. Porque, repito, una cosa es que nos guste o no una justificación y otra, bien distinta, falsear su contenido.

En cuanto al segundo aspecto, relativo a si Sánchez Manzano había cambiado la primera versión de Interior, la simple lectura del citado artículo de Manuel Marraco basta, una vez más, para comprobar que no hay tal cambio o sustitución, sino que se trata de dos explicaciones complementarias y simultáneas. En efecto, el artículo en cuestión, inmediatamente antes de referir la explicación de Sánchez Manzano en el sentido de que “cuando habló por primera vez de nitroglicerina” estaba aludiendo a las “explosiones en general”, reproduce textualmente lo que sigue:

[…] Sánchez Manzano […] declaró ayer ante el juez Juan del Olmo que se equivocó en la Comisión de Investigación del 11-M cuando dijo que en los focos de los atentados se había detectado la presencia de nitroglicerina. […] Sánchez Manzano aseguró ante el magistrado que lo que en realidad quiso decir a los comisionados es que se había detectado la presencia de dinamita.

Aún hay más. La desidia enjuiciadora (como mínimo) de El Mundo es peor. Resulta que, incluso en el supuesto de que Sánchez Manzano hubiese olvidado ante el juez la excusa de la equivocación entre nitroglicerina y dinamita, su referencia a las “explosiones en general” tampoco sería una novedad, ni supondría un cambio respecto a las aclaraciones ofrecidas el 13 de julio desde el Ministerio del Interior al periódico en cuestión. En efecto, también en este caso, bastaba con leerse otro artículo del mismo Manuel Marraco, que el 14 de julio informaba de aquellas explicaciones:

Marraco el 14 de julio wrote:

Además de refugiarse en la equivocación de Sánchez Manzano, Interior resalta que de la lectura íntegra del pasaje en el que éste menciona por primera vez la nitroglicerina se puede deducir que está hablando de lo que sucede habitualmente en los atentados, no del caso concreto del 11 de Marzo. Lo que quiere trasladar el jefe de los Tedax a los comisionados -en concreto a Jaime Ignacio del Burgo- es que, en ocasiones, quedan restos de nitroglicerina que permiten concluir que se ha empleado algún tipo de dinamita. Aunque eso no sucediera en el 11-M. El Ministerio reconoce, en cambio, que no tiene más explicación que un error de Sánchez Manzano en la segunda ocasión en la que el jefe de los Tedax menciona la nitroglicerina, esta vez a preguntas del diputado José Antonio Labordeta.

Si lo que el Sr. Marraco publicaba en El Mundo el día 14 y lo que publicaba el día 18 era cierto… ¿dónde está el cambio de versión de Sánchez Manzano ante el juez?

Una vez más, el propio Pedro J. Ramírez fue en su día uno de los principales impulsores de esta patraña. El director de El Mundo se muestra como un hombre muy pulido y erudito, que, en la citada tertulia de la Cope de 18 de julio de 2006, señala que, con todo este asunto de los explosivos, “estamos tocando el trigémino de la cuestión” (24:15). En consonancia con tan elevadas manifestaciones, este señor había proclamado meses antes (Carta del Director, EM, 19.3.06) que, en materia de 11-M:

Lo que yo pido con este desafío es un debate de altura en las expresiones, es decir sin descalificaciones ni insultos, y con la profundidad del conocimiento de causa en los detalles de lo que se discute.

El mismo caballero que, ante los micrófonos de su cadena amiga, en las tertulias de los días 18 , y 20 de julio de 2006, calificaba a Sánchez Manzano de “tarugo”, “mentiroso”, “incompetente”, “falsario”, “melón” y “asno en materia de explosivos”, además de imputarle ser alguien que “ha mentido al Parlamento, […] ha mentido en sede judicial y […] ha mentido al propio Gobierno” (tertulia de 18.7.06, min. 19:25). Todo ello, para colmo, partiendo de la misma ofuscación que aquí se está comentando. En efecto, en la tertulia del día 18, el director de El Mundo, refiriéndose a la declaración de Sánchez Manzano ante el juez del día anterior, señalaba (min. 5:31):

Probablemente porque Sánchez Manzano ya había visto el absurdo surrealista al que desembocaba esa teoría de que dinamita es sinónimo de nitroglicerina, pues, entonces, recurrió a la opción B […]: […] Sánchez Manzano le dijo al juez que él no se estaba refiriendo al 11-M, ¡pásmense!, que estaba hablando de lo que sucede en general cuando hay una explosión.

Lo más grave, lo que resulta estupefaciente, es que el mismo Sr. Ramírez admite que esa explicación podría valer para la primera referencia a la nitroglicerina (la respuesta a Del Burgo), es decir, precisamente la ocasión a la que Sánchez Manzano limitaba esa explicación, según informaba el propio periódico El Mundo, como hemos visto. Efectivamente, el director de este diario proseguía en antena (min. 6:19):

Bueno, en el primer corte […], en la primera intervención, con Del Burgo, pues aún podría decirse, porque él dice: ‘en algunos casos, no en todos, cuando se hace el análisis de los restos del foco de la explosión, logramos encontrar restos de nitroglicerina, y la nitroglicerina es el componente de todas las dinamitas.’ Hombre, si aislamos esta frase […], pues aún podría caber esa confusión. Pero, ahora es el momento de poner la respuesta a Labordeta [!!!] y a ver si hay un solo español, incluido, por supuesto, su señoría, que pueda creer que este tío no está hablando del 11-M, sino que está haciendo una divagación abstracta de lo que pasa cuando hay una explosión con dinamita.

Pero es que, repito, según la propia información de El Mundo, Sánchez Manzano NO se estaba refiriendo a la respuesta a Labordeta sino única y exclusivamente a la respuesta a Del Burgo. Por favor, recordemos la cita del artículo de Manuel Marraco, publicado en la misma mañana en la que el director de El Mundo se explayaba en la Cope:

El comisario jefe de los Tedax mantuvo ante el juez que, cuando habló por primera vez de nitroglicerina [es decir, en su respuesta a Del Burgo], lo hizo para explicar que es la sustancia que se detecta «en las explosiones en general», pero no que hubiera aparecido en el caso concreto del 11-M.

Vistas algunas actuaciones de los Sres. Ramírez y García Abadillo, diríase que la dirección de El Mundo no tiene demasiado interés por leer lo que ella misma dirige.

Pero, como todo es susceptible de empeorar, volveremos sobre estas cuestiones en el siguiente apartado, donde examinaremos más concretamente las apreciaciones del ínclito Sr. García Abadillo en el Prólogo de “Titadyn” sobre las supuestas variaciones de criterio de Sánchez Manzano y podremos documentar nuestras valoraciones de manera definitiva.

c) Los supuestos cambios de versión de Sánchez Manzano. En el Prólogo de “Titadyn” (pp. 20 y 21), Don Casimiro alcanza conclusiones no menos desabridas que el periódico del que es vicedirector:

Precisamente el mismo día en que El País publicaba la citada nota (17 de julio de 2006) [sic; en realidad, ya vimos que la fecha correcta es el 16 de julio], Sánchez Manzano acudió a declarar ante Del Olmo […]. ¿Qué le dijo nuestro comisario jefe al juez? No se pierdan la transcripción de sus palabras recogidas en la declaración: «Es errónea la afirmación vertida por él en el sentido de que se identifica en los focos de las explosiones nitroglicerina y que tal expresión, en el contexto en que la estaba pronunciando, se estaba refiriendo en general a los focos de las explosiones de cualquier atentado, no en concreto a las del 11-M, en las que intervino su unidad».

Maravilloso. Por un lado Manzano dice que confundió dinamita con nitroglicerina y, por otro, afirma que al comparecer en la Comisión del 11-M no se refirió a dicho atentado, sino a «cualquier atentado». Por suerte para Sánchez Manzano, Manuel Marraco […] no logró hacerse con el acta de su declaración ante el juez hasta el mes de enero de 2007.

De todas formas, no deja de sorprender que con tan sólo veinticuatro horas de diferencia (dando por hecho que su explicación […] le fuera remitida a El País un día antes de su publicación, es decir, el 16 de julio) [sic; en realidad, como también hemos visto, la supuesta nota publicada por El País databa de 13 de julio], Sánchez Manzano pudiera utilizar dos argumentos tan dispares para justificar su presunto error: la asociación de las palabras dinamita y nitroglicerina (versión periodística) y, por otro lado, que no se estaba refiriendo al 11-M, sino a los focos de las explosiones de cualquier atentado (versión mantenida ante Del Olmo). Como dice el refrán, se pilla antes a un mentiroso que a un cojo.

Aparte de los errores cronológicos y de que vuelva a equiparar una relación de asociación con otra de identidad (“Manzano dice que confundió dinamita con nitroglicerina”), el vicedirector de El Mundo llama mentiroso a Sánchez Manzano por ofrecer supuestamente dos versiones distintas: una ante la prensa y otra ante el juez del Olmo. De este modo, lo dibuja como alguien voluble e inconsecuente. Ha quedado expuesto en el apartado anterior que eso no es lo que se desprende de la propia descripción de la declaración judicial de Sánchez Manzano ofrecida por El Mundo, pero ya sabemos que a Don Casimiro no le gusta leerse su propio periódico y, además, en el año 2009, cuando escribe el Prólogo de “Titadyn”, tiene presente el acta de la declaración judicial. Que este documento obra en su poder lo sabemos porque él mismo firmaba junto con Manuel Marraco el artículo de 21 de enero de 2007 en el que se informaba (con la fanfarria habitual) de la gran exclusiva periodística que suponía haberse hecho con él y revelar su contenido (tal vez aluda a esto más adelante). Además, el coautor de “Titadyn” está citando en el Prólogo de éste un pasaje literal del acta de la declaración de Sánchez Manzano que no aparecía en el referido artículo de principios de 2007, es decir, que, en el Prólogo, CGA no se está limitando a tirar de apuntes de hemeroteca. Repito: tiene el acta delante. Y bien, ¿acaso el contenido de ésta contradice lo escrito en su día por Manuel Marraco? ¿Está ahora el vicedirector de El Mundo mejor informado y por ello debemos retirar nuestra crítica expuesta en los apartados anteriores?

No, amigos no es así. Como yo carezco de los recursos y las conexiones de algunos heroicos periodistas, he tardado un poco más, pero finalmente, también he podido obtener una copia (de mejorable calidad, pero aún legible) del mentado documento, es decir, del acta de la declaración judicial del Sr. Sánchez Manzano. Obviemos por ahora los elementos supuestamente escandalosos que los Sres. García Abadillo y Marraco destacan en 2007 y que, llegado el caso, se analizarán en otro momento.

CGA acusa a Sánchez Manzano de esgrimir dos explicaciones “dispares” e incompatibles en distintas ocasiones, una ante la prensa y otra ante el juez. Pero el acta de su declaración no deja lugar a dudas: Del Olmo le pregunta por las dos citas en las que aparece la mención a la nitroglicerina (en respuestas, respectivamente, a Del Burgo y a Labordeta), con expresa indicación del número de página del diario de sesiones correspondiente. Concretamente:

Se le pregunta a partir de este momento sobre los términos recogidos en el diario de sesiones de la Comisión de Investigación sobre el 11 de marzo de 2004, del Congreso de los Diputados, celebrada el miércoles 7 de julio de 2004, en la que intervino el testigo: Página 4 del Diario de Sesiones:

[…] [Q]ue tal expresión, en el contexto en que la estaba pronunciando, se estaba refiriendo en general a los focos de las explosiones de cualquier atentado, no en concreto a las del 11-M […].

¿Está claro? Sánchez Manzano circunscribe esa explicación a su declaración de la página 4 del Diario de Sesiones, en su respuesta a Del Burgo. Y el acta continúa refiriéndose a la respuesta del ex jefe de los Tedax al Sr. Labordeta:

Página 16 del Diario de Sesiones:

“A las 14 horas, como son muestras obtenidas en los restos que ha dejado la explosión, lo único que se puede averiguar es que es dinamita, porque lo único que se puede encontrar es nitroglicerina, que es componente común en todas las dinamitas; con independencia de la clase comercial que sea, siempre tienen ese componente.” Manifiesta en relación con la anterior frase [la respuesta a Labordeta] que la misma es errónea, debido a una asociación de términos que realiza con ocasión de las primeras manifestaciones tras el tiempo que llevaba declarando y que históricamente la nitroglicerina ha sido un componente de la dinamita. Señala que él no es experto en explosivos, sin perjuicio de la experiencia que ha ido acumulando en el tiempo que lleva dirigiendo y gestionando a los especialistas técnicos en desactivación de explosivos.

De modo que, como podía intuirse con la mera lectura de los artículos publicados en El Mundo en su día y tal como de manera inapelable corrobora el acta judicial, no estamos ante ningún deleznable “cambio de versión”, sino ante explicaciones simultáneas y complementarias, aplicadas respectivamente a los dos supuestos concretos en los que se mencionó la nitroglicerina.

En estas circunstancias, es alucinante, resulta simplemente brutal, que Don Casimiro, tras engañar flagrantemente a sus lectores sobre el contenido de las declaraciones judiciales de Sánchez Manzano, se permita chascarrillos tildando a éste de mentiroso. Qué desvergüenza.

Repito que esto no tiene nada que ver con creer a pies juntillas cualquier explicación oficial. Naturalmente, uno puede defender su propia opinión disidente y rebatir las manifestaciones de los demás. Pero el requisito ineludible para ello, la entrada seria al club del debate y la duda honesta se paga, obviamente, refiriendo al menos de manera fidedigna las declaraciones ajenas, no presentando caricaturas adulteradas y mendaces. El vicedirector de El Mundo no se ha molestado en dar ese primer paso, rigurosamente exigible de cualquiera que se llame a sí mismo periodista. Tal como yo entiendo la discusión intelectualmente válida, ni siquiera se ha ganado el derecho a opinar, mucho menos a insultar.

Last edited by Rasmo (09-09-2010 23:17:39)


Wars not make one great

Offline

#213 25-08-2010 23:37:32

Mangeclous
Miembro
Registered: 17-09-2006
Posts: 2,231

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

Leído todo junto asusta por lo obvio que resulta, Rasmo, pero es tu manera de narrarlo la que permite realmente verlo con esa perspectiva tan reveladora. Muchas gracias.

Offline

#214 26-08-2010 00:03:42

morenohijazo
Administrador
Registered: 05-10-2006
Posts: 5,766
Website

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

Excepcional, el artículo y la exclusiva, amigo mío.

Dos cosillas, ya comentadas en otras coasiones, pero que no está de más recordar a navegantes.

Resulta curioso los rasgados de vestidura y crujir de dientes ante el error de Sánchez Manzano al asumir que la nitroglicerina es la base de todas las dinamitas. Pasaron ¡dos años! antes de que nadie se diera cuenta del fallo y, encima, ni siquiera fue uno de los documentalistas del diario quien se percató.

Puede objetarse que Sánchez Manzano es Jefe de los TEDAX, pero en realidad, se ha repetido por activa y pasiva que no era un experto en explosivos. Muchos miniostros de Educación no son profesores, muchos ministros de Sanidad y muchos Directores de hospitales no son médicos, sino economistas expertos, y están expuestos a cometer errores. Sin ir más lejos recuerdo ahora a Celia Villalobos y sus "calditos" y a Romay Becquería y su "test para el Alzheimer".

Tales errores suelen levantar polvareda uno o dos días y, en ocasiones, la oposición pide dimisiones (que nunca se practican) pero, cuando se dan explicaciones -en los casos citados ni siquiera hubo una disculpa, sino que se persistió en lo afirmado- suele acallarse el tema, y no recuerdo nunca ni una acusación de mentir intencionadamente al dar explicaciones ni una campaña (de prensa, encima) tan manipuladora y falaz, y tan duradera en el tiempo.

Y, por otro lado, asombra que personas que hilan tan fino con un error cometido en una comparecencia en directo no sean capaces -cuando ellos tienen todo el tiempo del mundo para redactar un artículo - de manejar medianamente bien el español.

Me refiero -entre otras muchas, menos hilarantes, que podríamos entresacar- a la expresión:

Esa misma explicación se publicó ayer en El País como parte de una supuesta nota que «el pasado jueves firmó el jefe de los Tedax».

Aunque asumamos como adecuado el recargado uso de "supuestos" y "presuntos" que adorna el periodismo actual, parece evidente que la nota que se firmó, o lo era o no lo era (parece poco posible que Sánchez Manzano firmase un camaleón y se remitiese a "El País", por ejemplo).

Presuntamente, lo que el supuesto periodista quería decir es algo así:

Esa misma explicación se publicó ayer en El País como parte de una nota que, supuestamente, «el pasado jueves firmó el jefe de los Tedax».

No es elegante, pero al menos no pega un tiro a la memoria de Gonzalo de Berceo.

Y no me vale con sacar defectos a Sánchez Manzano, a mí mismo, o a Rasmo. Casimiro, Pedro Jota, Marraco y cía están acusando -basándose en un error semántico cometido en directo, y mediante una interpretación torticera y malévola de la explicación consecuente- a una persona que, aparte de no ser experto en explosivos, tampoco se gana la vida con el uso del lenguaje, como hacen ellos.

Sánchez Manzano no se gana la vida desactivando bombas ni realizando analíticas, pero ellos, fiscalizadores del lenguaje de los demás, son quienes mejor deberían usarlo y peor lo hacen.


La mentira tiene las patas cortas, pero calza zancos al lado de las exclusivas conspiracionistas

Offline

#215 26-08-2010 18:57:46

larean
Administrador
Registered: 16-09-2006
Posts: 6,549

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

Muy bueno.


[A los creyentes] les competerá difundir lo que otros han acuñado; ya que ningún hombre suelta y expande la mentira con tanta gracia como el que se la cree.

Offline

#216 26-08-2010 22:37:20

lejianeutra
Miembro
Registered: 17-09-2006
Posts: 1,330

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

Magnífico, Rasmo.

Permíteme que lo resuma: El Mundo acusaba a Sánchez Manzano de dar una explicación sobre el tema de la nitroglicerina a la prensa y otra bien distinta al Juez, cuando resulta que en su declaración judicial ofrece ambas explicaciones, y las dos son compatibles porque cada una responde a momentos distintos de su intervención ante la Comisión de Investigación.

Otra prueba más de cómo El Mundo manipula no sólo los hechos, sino también las palabras.

Una cosa: el enlace a Scribd no me funciona.


La verdad no está siempre en el fondo de un pozo. En realidad, yo pienso que, en cuanto a lo que más importa conocer, es invariablemente superficial. La profundidad se encuentra en los valles donde la buscamos, pero no en las cumbres de las montañas, que es donde la vemos

                                  Auguste Dupin, detective

Offline

#217 27-08-2010 09:37:54

Rasmo
Cenista oficial
Registered: 20-09-2006
Posts: 1,578

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

Exactamente.
En cuanto a lo del enlace, qué frustración, no entiendo dónde está el problema.
Te envío ahora un mail con el documento en pdf.

Last edited by Rasmo (27-08-2010 09:38:10)


Wars not make one great

Offline

#218 27-08-2010 09:58:02

morenohijazo
Administrador
Registered: 05-10-2006
Posts: 5,766
Website

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

El enlace está bien, porque a mi se me abre, tanto en casa como en el curro.

Tiene que ser algún plug-in que falta en el ordenador de Lejía, o su antivirus, o algo así...


La mentira tiene las patas cortas, pero calza zancos al lado de las exclusivas conspiracionistas

Offline

#219 27-08-2010 21:03:39

lejianeutra
Miembro
Registered: 17-09-2006
Posts: 1,330

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

Pues sí, algo así debía ser, o alguna actualización. He reiniciado y ya me funciona. Gracias de todos modos, Rasmo, y perdona la molestia.


La verdad no está siempre en el fondo de un pozo. En realidad, yo pienso que, en cuanto a lo que más importa conocer, es invariablemente superficial. La profundidad se encuentra en los valles donde la buscamos, pero no en las cumbres de las montañas, que es donde la vemos

                                  Auguste Dupin, detective

Offline

#220 27-08-2010 22:18:28

Rasmo
Cenista oficial
Registered: 20-09-2006
Posts: 1,578

Re: Proposición sobre añadir posteadores en el blog

Ninguna molestia en absoluto.


Wars not make one great

Offline

Board footer

Powered by FluxBB